Mostrando entradas con la etiqueta summerslam. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta summerslam. Mostrar todas las entradas

martes, 29 de agosto de 2017

The Usos vs New Day, WWE SummerSlam 2017



Estoy seguro de que nadie en el planeta se suscribió a WWE Network, ni contrató el PPV SummerSlam 2017 para ver la lucha entre los hermanos Uso y New Day. De hecho, esta tuvo lugar en el preshow del evento, que se emitió por YouTube. Nadie tenía ilusión por ese combate, que además tiene frente a frente a dos parejas veteranas, que se habrán encontrado en un ring muchas veces. Sin embargo, esta lucha, junto a la Fatal 4 Way por el Título Universal, es la que más ha gustado a la gente.

Muchas luchas del preshow de PPVs se quedan en nada, pero a esta le dieron tiempo, y los 5 luchadores, curtidos ya en mil batallas, lo aprovecharon para dar un buen espectáculo, y conseguir que los aficionados canten eso de "This is Awesome". Buena lucha para dignificar los títulos en pareja de Smackdown.

New Day son los campeones, y defienden los Campeonatos ante los tramposos pero habilidosos Usos, que ya les vencieron en anteriores capítulos de Smackdown, al noquear a Kofi Kingston de una manera no muy limpia. Hoy, se enfrentan a ellos Big E y Xavier Woods.

Woods comienza muy fuerte, con un par de golpes de antebrazo mortíferos, pero pronto, el juego sucio de los Uso acaba con su iniciativa. Los rudos dominan, y tenemos unos minutos de lucha al estilo vieja escuela muy interesante, con todo el público deseando que se dé el hot tag de alguna manera.

Este llega al fin, después de mucho rato, y sale Big E como una bestia, usando Slams a diestro y siniestro.  También lanza con Power Bomb a Woods sobre uno de los Uso, y luego salta desde los hombros de este con un splash. 

La lucha está llena de finales falsos, pero de los de verdad, ataques en equipo por uno y otro lado, en los que uno cree que, realmente, esto se va a acabar. Es una lucha de parejas bookeada como main event, salvo por el hecho de que está en el preshow.

Xoods sobrevive a un Frog Splash, después de que Big E recibiera otro sobre una cuerda, dolororosísimo. No obstante, New Day está a punto de ganar con otro gran ataque en equipo, aunque los Uso siguen apoyándose entre sí. Con un ataque muy peligroso, Jimmy lanza volando por encima de la tercera a Woods, que cae encima de su hermano. Jey se lleva un golpe todavía peor. Big E ataca con un spear volador, como siempre impresionante, pero en el ring se enfrenta a los dos Usos, y acaba cayendo tras un doble Frog Splash.

Buena y divertidísima lucha por parejas.

Puntuación: ****

sábado, 26 de agosto de 2017

Braun Strowman vs Samoa Joe vs Brock Lesnar vs Roman Reigns, WWE SummerSlam 2017



Llega SummerSlam 2017, y WWE nos prepara un main event por el Campeonato Universal en el que se dan cita los 4 mayores poderes de la empresa: Brock Lesnar, Samoa Joe, Roman Reigns y el gran Braun Strowman.

El General Manager de Raw, Kurt Angle, decidió que Lesnar tuviera que defender su título ante estos 3 adversarios. Ni La Bestia ni Paul Heyman estuvieron contentos con esto, y anunciaron que Lesnar dejaría la empresa si perdía su correa. Eso le da un toque interesante a la lucha, porque siempre hay sospechas de que Brock puede irse, y volver, una vez más, a UFC.

Por otro lado, hay mucha historia entre estas 4 bestias. Lesnar derrotó recientemente a Joe, y Strowman y Reigns se han estado matando durante todo el año. También hace tiempo que Brock y Reigns lucharon en Wrestlemania, y todo hace indicar que lo volverán a hacer.

La lucha es muy buena, y es muy divertida. Hay un storytelling bastante notable, pero más que por las historias pasadas, por las futuras: se acerca una rivalidad entre Lesnar y Strowman.

Porque esta lucha es, sobre todo, Lesnar vs Strowman, con la colaboración de los otros dos, que se ven muy inferiores a ellos. Pero empecemos por el principio.

La lucha empieza enloquecida. Hay un momento en el que es imposible seguir el ritmo, por el montón de cosas que pasan. Reigns destroza a Lesnar con un Spear contra las vallas, que acaban destruidas, pero recibe un STJoe sobre una mesa. El propio Joe vuela con un tope suicida desde el ring un poco después. Y es que, en estos minutos, todo pasa fuera del ring.

Strowman asesina a Brock, con un Running Power Slam contra una mesa, rompiéndola de forma muy violenta. No se contenta con ello, y después de librarse del resto de los rivales, aplica de nuevo ese ataque sobre otra mesa. Todo el mundo teme por la salud de Lesnar, porque ha recibido dos ataques demoledores. No es sufieciente, así que Strowman le tira la otra mesa encima.

Es interesante que una estrella como Lesnar se preste a recibir ataques tan peligrosos como estos. Trabajadores de la empresa, como Noble y Finlay, tienen que venir a liberarle de debajo de la mesa, y se lo llevan en camilla. Y recordemos que, si Lesnar pierde, se va de la empresa, así que esta lesión aparenta ser el último momento del campeón en WWE. El público le canta una despedida.

Joe y Reigns consiguen sacar un momento del juego a Strowman, y tienen un buen intercambio entre sí. Pero Braun vuelve, y aplica un doble chokeslam sobre ambos. Después de hacerlo, queda parado un rato... y Lesnar vuelve a escena.

La verdad es que aquí, Strowman falla un poco, porque se queda un tiempo excesivo mirando a la rampa, como si supiera que Lesnar iba a volver. O este tarda demasiado en salir. El caso es que no queda bien la transición, y no produce el efecto que debería. Pero lo importante es que la guerra entre Lesnar y Strowman renace.

Strowman aplica Running Power Slam sobre Samoa Joe, y sobre Roman Reigns, pero en ambos casos, Lesnar evita la cuenta. El ex-campeón de UFC se defiende panza-arriba, pero se ve sobrepasado por el inmenso poder de un Strowman que le ha sorprendido mucho. De nuevo, el barbudo se impone, y está a punto de aplicar Running Power Slam sobre el campeón, pero se come un Spear de Reigns, que lo saca de la escena. Brock es ahora quien aplica F5 sobre Joe y Reigns, y a la segunda, se lleva la victoria.

Es muy buena lucha, y la historia es brillante, con un par de vacíos. Hubiera sido mejor si Strowman hubiera estado presente en el final del combate, intentando evitar el conteo sobre Roman, o algo así, pero sigue siendo genial. Reigns vuelve a perder, supuestamente con el objetivo de que el público le quiera más, al ver que no se le regalan tantas cosas. Posiblemente, lo que estén consiguiendo es que no le quieran ni los que ya lo hacían. Parece que lo próximo para él es John Cena, lo que es muy interesante.

Puntuación: ****1/4

domingo, 28 de mayo de 2017

Hart Foundation vs Demolition, WWF SummerSlam 1990



Hace unos días, se anunció la separación definitiva del equipo Demolition, famoso por su trabajo en WWF a finales de los 80 y principios de los 90. Sé que para muchos será una gran sorpresa saber que aún trabajaban juntos, pero así es.

La empresa Keystone Championship Wrestling, que tiene sede en la ciudad de Broomall, Pennsylvania, realizó un evento hace dos semanas, en el que se presentaron los Demolition, Ax y Smash. En el anuncio del evento, se informó de que sería la última lucha del dúo como pareja. No se dijo nada de un retiro, pero es posible que Ax deje de luchar para siempre, puesto que va a cumplir pronto 70 años, mientras que Smash siga en activo.

En cualquier caso, los tiempos de gloria de los Demolition quedan muy atrás, cuando fueron creados en WWF como contrapartida a los Road Warriors de WCW, luchadores que tenían unas reacciones del público inmensas, no comparables a la de ninguna pareja actual, ni siquiera la de los Hardy. Pero los Demolition eran eminentemente rudos, y así fueron siempre. Además, en un momento dado, WWF firmó a los Road Warriors, los renombró como Legion of Doom, y pudieron tener una buena reunión frente a sus imitadores.

Vamos a ver una lucha de los Demolition en su buena época. Nos vamos al año 1990, al mayor evento del verano, SummerSlam. Los Demolition defendían el WWF World Tag Team Championship en una lucha de 3 caídas ante la Hart Foundation, formada por Bret Hart y Jim Neidhart. Pero Ax no participa en la batalla, puesto que el aparece es Crush, el tercer Demolition que WWE había creado para darle más vidilla a las trampas de estos rudos. No obstante, los títulos pertenecían a los tres, puesto que usaban la regla Freebird, como hoy en día hacen New Day, que permite a tres luchadores ser campeones, y cambiar los integrantes de las peleas en las que se tienen que defender los campeonatos.

Ax y Smash habían ganado el título en WrestleMania 6, al derrotar a Andre the Giant y Haku. Durante primavera y verano, después de que ambos equipos salieran victoriosos en WrestleMania, comenzó una rivalidad, en la que Demolition siempre tenía ventaja gracias a su tercer miembro. Así, se decidió que lucharan en SummerSlam, pero tan solo 2 de los rudos podían estar presentes.

La lucha es buena, de vieja escuela, y con un público entregado. Los heels son muy rudos, muy fuertes y físicos, mientras que los Hart tienen más talento, llevan a cabo ataques a los brazos y buenos intentos de conteo. Es una mezcla de estilos bastante buena.

Después de unos primeros minutos de buena pelea, Bret está a punto de cubrir a Smash con un Inverted DDT, pero no lo consigue. Crush deja KO a Neidhart en ringside, así que entre los dos Demolition destruyen a Bret, con un ataque en equipo.

La segunda caída comienza con un intenso dominio de los tíos con la cara pintada, hasta que los canadienses consiguen un hot tag que obtiene una gran reacción del público. Con un gran ataque en equipo, están a punto de ganar, pero Crush lo evita, cogiendo al referee, Hebner, en brazos. Este le descalifica, igualando así las tornas.

Va a comenzar la tercera caída, y vemos a AX llegar y esconderse bajo el ring. Trampas se aproximan. Después de un rato de lucha, Smash cae a ringside, y Ax sube en su lugar, sin que el referee se dé cuenta del cambio. Mucho más fresco, el rudo tiene ventaja sobre Bret.

Con el referee distraido, Ax y Smash atacan juntos a Bret, cuando el público entra en júbilo, al ver a los Road Warriors, que habían llegado a la empresa poco antes. Legion of Doom destruye a los tramposos, y Bret consigue llevarse con un paquetito al distraído Crush para conseguir la victoria.

Buena lucha, buen ambiente y buen storytelling.

Puntuación: ***1/4

lunes, 24 de abril de 2017

The Ultimate Warrior vs Rick Rude, WWF SummerSlam 1990




Rick Rude fue uno de los grandes rivales de Ultimate Warrior en su carrera en WWF. Al menos, es el tipo que mejor luchas le sacó, después de Randy Savage. Y se enfrentó a él tanto cuando era Campeón Intercontinental, en 1989, como cuando era Campeón Mundial de WWF, en 1990. En ambos años, se dio la batalla entre los dos en el gran evento del verano, SummerSlam, aunque hubo más.

En el 90, Warrior era el campeón de la empresa, aquel que había derrotado a Hogan en WrestleMania 6. Por su experiencia en el 89, la empresa sabía que Rude era uno de los pocos luchadores que podían sacar algo bueno del Warrior, así que, de nuevo, hizo de rival suyo. Si no me equivoco, en esta época, Rude tuvo las únicas oportunidades en su carrera de hacerse con el título principal de la WWF. Y es que, la mejor parte de la carrera de Rick tuvo lugar en WCW.

En su paso por WWF, Rude disfrutó de la compañía de Bobby Heenan, un manager que se hacía odiar, y con el que cualquier luchador conseguía un gran status de rudo. En la lucha frente a Warrior, su presencia es vital.

The Ravishing y Heenan llegan primero a la batalla, que tiene lugar dentro de una steel cage, de las azules de aquella época. Rude hace una promo antes de la batalla, para asegurarse el odio del público. Se quita la bata, y deja ver sus músculos, y sus mallas, que están customizadas con parodias del Warrior.

Después de ellos, llega el campeón, corriendo y con un gran pop, como siempre. Escala la jaula, y se lía a mamporros desde arriba con su rival. El referee indica el comienzo de la batalla, cuando los dos están todavía arriba, colgados.

A Rude se le pasan pronto las ganas de golpear al Warrior, y ya solo piensa en huir. Warrior lo lanza contra el metal en varias ocasiones, hasta que es él el que se estampa contra la jaula, tras un salto fallido sobre Rude. Este le da de su propia medicina, e intenta huir cuando tiene ocasión.

Rick aplica el Rude Awakening, y tiene la oportunidad de huir, pero se sube a la parte de arriba de la jaula, y salta sobre Warrior. Heenan se enfada, porque quiere que salga ya, pero Rude se empeña en demostrar que puede con el Warrior. Vuelve a saltar desde la otra esquina, pero Warrior le recibe con un puñetazo. El campeón es ahora el que intenta escapar por la puerta, pero Bobby le pega con ella en toda la cabeza. Rude intenta el conteo, pero no llega a 3.

Ahora es Rick el que intenta salir, pero mientras su manager tira de él desde fuera, Warrior tira desde dentro, le tira de la malla, y le deja el culo al aire, mientras el público grita. Warrior impide que Rude escape, y ataca violentamente a Heenan. Después, aplica su Gorilla Press Drop, y escapa por encima de la jaula.

Esta es una lucha buena y muy divertida. No es una gran demostración de capacidad luchística, pero se disfruta mucho. Seguiremos viendo alguna lucha más de Rude, en su etapa de WCW.

Puntuación: ***1/4

domingo, 23 de abril de 2017

The Ultimate Warrior vs Rick Rude, WWF SummerSlam 1989




Este año, al fin, ha entrado al Hall de la Fama de WWE Rick Rude, un luchador fantástico, que en realidad no conoce mucha gente. Falleció joven, en el año 1999, con tan solo 40 años. Eso dificultó un poco su inducción, ya que WWE pone un número limitado de luchadores fallecidos en cada edición, porque dan menos juego. Pero ha llegado el momento.

Rick Rude fue, principalmente, rudo en su carrera. Era un tipo muy atlético y musculoso, con un buen bigote y una bonita melena. Hacía, además, un movimiento sexy de pelvis antes de sus luchas, siendo así el terror de las chicas. Era parecido a personajes de México como Hector Garza, aunque, si bien Garza tenía muchas fans aún siendo rudo, todo el mundo odiaba a Rick Rude como Heel, y las mujeres no se dejaban engatusar por él.

Rick Rude debutó en el año 1982, y llegó a luchar pronto en diversos territorios de la NWA, sobre todo en Florida. Allí, en la NWA Florida, se convirtió en campeón en el 85, época en la que iba acompañado por un manager llamado Percy Pringle, que todos conocerán por el nombre de Paul Bearer, quién llegó a ser Hall of Famer antes que el propio Rude. Después de esto, Rick luchó en WCCW, y en Jim Crocket Promotions. Ahí, formo una gran pareja con Manny Fernández, y tuvo la suerte de enfrentarse a otra pareja que ha sido inducida en esta edición del Salón de la Fama: Ricky Morton y Robert Gibson.

Rude fue fichado por WWF, lo que dio fin a esa pareja. Su paso por la WWF a finales de los 90 es la etapa más recordada de su carrera, si bien sus grandes luchas son anteriores, o posteriores. En la empresa de Vince, tuvo grandes rivalidades con gente como Jake Roberts, Ultimate Warrior y Roddy Piper. Y es que, aquí también fue manejado por un gran representante, Bobby The Brian Heenan, quién elevó su papel de heel hasta lo más alto. Entre la voz de uno, y las payasadas del otro, la pareja se ganó un gran odio.

Después de tener una gran rivalidad con Ultimate Warrior, que comentamos unas líneas más abajo, Rudé dejó WWF, en el año 91, para ir a WCW. En esa época, en la empresa había un nivel de wrestling muy alto, y Rude participó en Wargames, un Iron Man Match frente a Ricky Steamboat, y se convirtió en campeón mundial, al derrotar a Ric Flair. Fueron años muy buenos.

Rude, como campeón, tuvo la oportunidad de pelear bastante en Japón, y tuvo una buena rivalidad con Sting también. Pero una lesión en la espalda le llevó a dejar el título vacante, y se retiró.

Sin ambargo, unos años después, Paul Heyman lo trajo de vuelta al mundo del wrestling, para la ECW, de donde dio el salto, de nuevo, a WWF, para formar parte de D-Generation X. Aunque no llegó a luchar, hizo de gerente del grupo. Pero duró poco.

Rick Rude se convirtió en el primer luchador en aparecer en dos programas de Wrestling al mismo tiempo.  Aunque había trabajado en las grabaciones de Monday Night Raw, abandonó WWF, y fichó por WCW, apareciendo en el programa de Monday Night Nitro que se emitía en directo, a la misma hora que Raw. Fue un golpe duro para Vince. El papel de Rude volvió a ser de manager, en este caso de Mr Perfect, Curt Hennig.

En el año 99, Rick se estaba preparando para un regreso activo al ring, pero no lo consiguió. Falleció debido a un paro cardíaco, relacionado, como suele pasar, por una mezcla abusiva de medicamentos.

Revisaré, dentro de este especial sobre el Hall of Fame de WWE en 2017, un par de luchas de Rude en su paso por WWF, ambas frente al Warrior. Luego, me gustaría comentar dos combates de más nivel en su etapa posterior en WCW.

La rivalidad entre Ultimate Warrior y Rick Rude se mantuvo durante más de año y medio. Todo comenzó en Royal Rumble 1989, con una competición de musculatura entre ambos. Aunque Rude pensaba que era el más guapo, el público votó unánimemente por el guerrero, lo que causó un gran enfado en el rudo.

Warrior acabó poniendo en juego su Título Intercontinental en WrestleMania 5 ante Rick, y sorprendentemente, lo perdió. La colaboración de Heenan fue fundamental en este cometido.

La rivalidad continuó, y Warrior y Rude se volvieron a ver las caras en SummerSlam 1989, en una lucha que el Warrior comenzó dominando de una forma absoluta, a pesar de que, en WWF, normalmente es el rudo el dominante principal de las luchas. Warrior lanza volando fuera del ring al Ravishing mediante un Gorilla Press Drop, y le golpea con un objeto en la espalda, lo que debería ser motivo de descalificación, pero el referee no dice nada. El héroe continúa con su castigo a la espalda del rival, con suplexs y body slams, tanto en el ring como en el suelo de ringside. Rude no puede hacer nada.

Rick se duele, pero no para de recibir. Esto es así, hasta que consigue que Warrior se pegue en sus partes sobre la esquina del ring. Después de eso, es el bigotudo el que aplica ataques a la espalda de su rival, y en concreto, a su zona lumbar. Es un castigo muy bueno. Su autor intenta rematar con la Rude Awakening, pero Warrior consigue evitarlo gracias a su fuerza sobrehumana. No obstante, Rick le atrapa con una sleeper, y luego hay un choque triple, en el que tanto los dos luchadores como el referee quedan KO.

Warrior tiene un brote de su baile de San Vito. Ataca con Back Drop, con varios clothelines, y con un Power Slam, pero el referee está frito. Consigue despertarle para que cuente tras un piledriver, pero es demasiado lento, y Rude sobrevive.

Warrior sigue atacando como un loco con otro gran Power Slam, pero Rude frena su splash con sus rodillas. Ahora, domina por completo, y aplica 2 piledrivers. Warrior está en peligro, pero la gente grita como loca, ya que aparece Roddy Piper. Rude hace su bailecito, pero Piper se levanta su falda escocesa, enseñándole el culo. Rude queda en shock, y no ve llegar al Warrior, que  le destroza con sus ataques finales habituales. El de la cara pintada gana así, por segunda vez, el título Intercontinental.

Puntuación: ***1/2

viernes, 10 de febrero de 2017

Steve Austin vs Kurt Angle, WWF SummerSlam 2001




Estamos haciendo una serie de posts especiales, en honor a los luchadores que, este año, 2017, serán inducidos al Salón de la Fama de WWE. Kurt Angle es la estrella de esta edición, así que, al menos, miraremos 5 luchas suyas. Ya han sido anunciados otros miembros, así que tenemos que ir avanzando.

La tercera lucha que he visto de Angle es aquella en la que se enfrentó a Steve Austin en SummerSlam, en plena storyline de La Invasión de WCW y ECW. Pongámonos en antecedentes.

Ya comentamos la lucha de eliminación de Survivor Series 2001, donde acabó la historia de la invasión. El equipo de WWF venció a La Alianza de WCW y ECW. Pero, como vimos, en ese equipo de La Alianza estaban Steve Austin, Kurt Angle y Shane McMahon, además de Booker T y RVD. O sea, que, al final, era una rivalidad entre la gente de siempre de WWF, nada de WCW, nada de Hogan, Goldberg, Nash o Flair.

En la invasión, Shane y Stephanie se habían hecho con el poder de WCW y ECW, y se enfrentaban a los miembros de la WWF. Aunque los invasores habían comenzado siendo los buenos, pronto se pasarían al lado oscuro. Una de las grandes sorpresas de esta historia es que Steve Austin se unió a esa rebelión, mostrando una psicología heel fantástica, como se ve en la lucha de la que hablamos hoy.

Aunque Kurt formaría, también, parte de esa Alianza en Survivor Series, en SummerSlam todavía apoyaba a la WWF. Prácticamente todas las luchas de este evento forman parte de la guerra WWF vs WCW, y los luchadores de ambos grupos se jugaban los títulos de las dos promociones. Aquí, Austin defendía el título de WWF frente a Angle, mientras que en el main event, The Rock vencería a Booker T para ganar el WCW World Heavyweight Championship.

La lucha entre Austin y Angle es muy muy buena. Si no fuera por el final, estaría cerca de la perfección. Durante la rivalidad, se generó mucho odio, y eso lo demuestran los luchadores. Kurt no permite ni que Austin llegue al ring, de hecho, comienza a darle mamporros mucho antes, hasta que suben al ring, y el campeón empieza a dominar con un trabajo bastante técnico a la pierna del medallista olímpico.

Pero Angle no es buena víctima para ese tipo de ataques. Se libra, y comienza a aplicar Ankle Lock. Austin, cojo, tiene que huir a ringside, y buscar otra estrategia. Y antes de encontrarla, se traga un montón de suplexs.

Pero un montón grande. Intenta librarse, pero no puede. Tiene la espalda en carne viva, y lo empeora él mismo, cuando aplica un superplex a Angle. Steve conecta la Stunner, pero la cuenta no llega a 3. Aplica otro, pero Angle sale despedido hasta ringside.

Lo que no es bueno para él. Austin, violentísimo, le parte la cabeza, lanzándole contra los postes en 6 ocasiones. Kurt sangra como un desgraciado, parece un zombie. La paliza a puñetazo limpio que le pega Stone Cold no es poca cosa. Hasta que, volviendo de las gradas, mientras el campeón saltaba la valla, Kurt le agarra la pierna. De nuevo, aplica el Ankle Lock, y Steve lo sufre.

Austin recibe un par de suplexs más en ringside, y un gran Moonsault, pero acaba atrapando a su rival con una Cobra Clutch. Angle aguanta mucho rato. Está a punto de quedar KO, pero levanta el brazo ante el ultimátum del referee. Aplica otra Stunner y, sorprendentemente, aunque todo parecía acabado, Kurt sobrevive.

Austin está desesperado, y empieza a atacar referees, y a intentar, sin éxito, que le descalifiquen para no perder el título, ya que Angle parece inmortal. El cuarto referee que aparece es de WCW, y este sí que decreta la DQ. Austin lo tenía todo planeado, y mantiene su título, aunque cae derrotado.

La lucha es muy grande, y el final es original, aunque no es el que uno esperaría de tal despliegue.

Puntuación: ****1/2

domingo, 28 de agosto de 2016

John Cena vs AJ Styles, WWE SummerSlam 2016



Cena y Styles dieron la que ha sido considerada como la mejor lucha de SummerSlam 2016. La notas que le ha dado la gente están muy exageradas, posiblemente por la victoria de AJ, totalmente limpia. Pero bueno, responde al hecho de que Cena estará unas semanas fuera para grabar programas, dando la razón a AJ en sus críticas. Posiblemente Styles irá a por el título de Ambrose, y espero que lo gane, porque el reinado de este es un coñazo.

Después de su rivalidad con Jericho y después de enfeudarse por el título con Reigns, AJ Se reunió con The Club, con los otros miembros del Bullet Club que llegaron al main roster de WWE, Karl Anderson y Luke Gallows, y se  pasó al bando rudo. Y luego, volvió Cena tras su lesión.

En esta parte de su carrera, Cena se dedica a luchar con quien le gusta, para poder tener batallas relevantes. Sabe que AJ es el mejor, junto con Zayn o Cesaro, y quiere tener buenas luchas, más que títulos. Así, la pelea que mantuvieron en Money in the Bank estuvo muy bien, aunque en Battleground participaron en un tag bastante irrelevante.

En la primera batalla, AJ ganó gracias a sus compañeros, y en la segunda, fue el ex-rapero el que se salió con la suya. Llegan a SummerSlam con un empate en el marcador.

AJ le pregunta a Cena: "¿Qué haces aún aquí?" Esta haciendo pelis, programas y series. Mejor que se vaya de WWE, ahí nadie le quiere. "Cena Sucks!". AJ ha increpado de esta forma a John durante las últimas semanas, y el público le ha apoyado. Por su parte, Cena le dice que está en WWE porque es su casa, ama estar en WWE, y nunca se irá. "¿Qué haces tú en WWE?" le pregunta a Styles.

La fecha de caducidad de Cena en WWE es el tema en esta lucha. El público está con el rudo, así que Cena es el que tiene que luchar como un rudo, en realidad. Comienza la acción, con AJ increpando a su rival, dañándole la moral, y Cena buscando técnicas nuevas para demostrar lo bueno que es. Caen un Attitude Ajustment y un Styles Clash bastante rápido, pero queda combate para rato.

Ahora cena empieza a dar ataques en la cabeza de AJ, cambiando su estrategia para hacerle rendir. Es AJ, en realidad, el que ataca en la espalda de John. Cena cierra un STF, y hay un rato muy bueno en el que se reversan llaves el uno al otro.

AJ puede con todo, y John pasa a su tercera estrategia: hacerle un AA desde el esquinero. Al primer intento, falla, comiendose unas tijeras, seguidas de Forearm. FInalmente, Cena consigue hacer un AA desde la esquina, pero Styles sobrevive. Debe ser la primera vez que alguien sobrevive a eso, o una de las primeras. Cena alucina.

Muy buen la psicología de John aquí. Su cara es un poema, de cansancio, de estupefacción. Se siente pequeño y débil, así que su ataque es vacilante. Eso causa que Styles reverse su AA en un Styles CLash, seguido de un Phenomenal Forearm que le proporciona una gran victoria limpia ante John Cena.

Puntuación: ***3/4

martes, 23 de agosto de 2016

Brock Lesnar vs Randy Orton, WWE SummerSlam 2016



Ha llegado SummerSlam 2016, el segundo mayor evento de WWE en el año, y como pasar con WrestleMania, no ha sido un evento especialmente destacable. Como entonces, la cosa comenzó con algunas buenas luchas, pero se hundió un poco al final, con las dos peleas finales del PPV, puesto que ninguna de ellas acabó realmente.

La lucha final de la velada fue entre Brock Lesnar y Randy Orton. Lesnar, aparecía como una bestia después de haber vuelto triunfante a UFC, pero al haberse desvelado su positivo en la pelea de MMA, esa victoria no ha podido ser utilizada para la promoción del evento. Por su parte, Randy Orton ha vuelto tras una larga lesión en el hombro.

Los dos comenzaron más o menos al mismo tiempo en WWE. Lesnar abandonó la empresa, convirtiéndose en una gran superestrella en UFC, mientras que Randy permaneció en WWE, logrando tener una carrera enorme permaneciendo en el mundo del wrestling profesional.

Además, esto se ha convertido en una batalla entre RAW y Smackdown. Mientras que Lesnar es una bestia invencible, Orton, tenía la teoría de que solo necesitaba una cosa: un RKO. Con eso, podría vencer, y apareció en RAW para demostrarselo a la bestia, pegándole su finisher por sopresa. Lesnar haría lo mismo en Smackdown. Así se presentaba la batalla.

Pero la lucha acabó siendo poca cosa. Su final se da demasiado pronto, aunque no sabemos si estaba así previsto o no. Aún así, no es tan mala como todo el mundo dice, lo poco que tiene, es bastante lógico, cada uno tiene su estrategia y ambos la cumplen, tal y como había sido fijado en el estoryline.

Pronto Lesnar engancha a Orton con sus suplexs. Le pega 3 millones, un poquito aburrido, como suele pasar con el Suplex City. Randy intenta golpear, pero La Bestia Encarnada es demasiado poderosa. Lesnar lanza a Orton contraa la mesa de comentarista, pegándole un buen golpe. Posteriormente, le pega un bombazo sobre ella, rompiéndola, ahora sí, sin quitar televisores ni nada. Debió doler.

Lesnar no se cansa de destrozar la espalda de Orton. Va a por la otra mesa, pero Randy se saca un RKO de la nada, y lesnar se come la mesa. The Viper aplica otro en el cuadrilátero. La cosa se pone bien para el de Smackdown, va a por su patada, pero Lesnar se levanta y aplica F5.

La cuenta no llega a 3. Lesnar se quita los protectores de los codos. Comienza a castigar en su posición de MMA, a dar puñetazos y codazos, y Orton sangra como un desgraciado, puesto que recibe un profundo corte. Los medicos intentan intervenir, pero Brock se los quita de encima y sigue golpeando. Continúa, hasta que el referee decreta su victoria por KO.

Podría parecer que la lucha se ha parado por lesión real de Randy, pero parece que no, parece que esto es una estrategia para convertir a Lesnar en Heel, y aprovechar su positivo en doping y la imagen negativa que ha dado. Aunque la lucha ha terminado, Lesnar sigue atacando, así que aparece Shane para frenar al representante de Raw. McMahon se come también un F5, dejando claro un enfrentamiento entre los dos próximamente.

La lucha no es mala, pero se queda en nada.

Puntuación: **1/2

domingo, 8 de mayo de 2016

Eddie Guerrero y Chyna vs Val Venis y Trish Stratus, SummerSlam 2000




Continuamos con este pequeño homenaje a Chyna, tras su trágica muerte. Hace poco, vimos como Chyna le daba la del pulpo a Eddie Guerrero en WrestleMania, donde ya había tonteos entre ambos. Acabaron teniendo un romance en Kayfabe, una historia muy divertida que le gustaba mucho al público, con un Eddie tramposo y cobarde, junto a una Chyna, poderosa, contra la que no podían los hombres. Aunque el romance era ficción, como todo, por lo visto la señora Vickie Guerrero estaba muy enfadada por esta historia, y por los comentarios de los vecinos. A la gente le cuesta mucho diferenciar la realidad de la ficción.

Tuvieron alguna rivalidad mixta, como la que mantuvieron con el campeón Intercontinental, Val Venis, que tenía personaje de actor porno, y Trish Stratus. Si el equipo de Chyna vencía, esta se llevaba el título IC.

Llegan Chyna y Eddie, y este le da flores. Se ve que hay cariño. La lucha no es buena, es algo muy del montón. Eddie domina a Venis, y sale Chyna, que hace lo propio. Val Venis acaba dejando en más estado al gringo loco, y Trish le da el relevo, para patear a Eddie y hacerle el conteo. Pero no es suficiente, Eddie da el relevo a la Novena Maravilla del Mundo, y esta se carga a Trish sin pestañear, mientras Eddie ataca a Venis.

Chyna sale campeona Intercontinental por segunda vez. Eddie acabaría quitándole el título en una triple amenaza en la que también estaba Kurt Angle, a pesar de que, en teoría, tenían un acuerdo. Finalmente, Chyna y Eddie romperían, cuando la morena se enteró de que Eddie le estaba engañando con todo lo que se movía. No duraría mucho más allá la carrera en WWE de Chyna.

Puntuación: **1/4

sábado, 16 de abril de 2016

Stephanie McMahon vs Brie Bella, WWE SummerSlam 2014



Brie Bella se ha retirado del wrestling, al menos de forma temporal, siendo su última lucha el tag match del Kick Off de WrestleMania, en la que fue protagonista, dando la victoria a su equipo vía Yes! Lock. 

Daniel Bryan anunció su retiro definitivo en febrero. Ahora, la pareja tiene el proyecto de tener varios bebés. Cosas de americanos. Brie aprovechará que su señor esposo debe estar terriblemente aburrido, sin poder hacer aquello que le ha apasionado siempre, para liarse a fecundar. Quizás, en unos años volvamos a ver a Brie en los rings de WWE, si es que alguien la espera.

Vamos a repasar la que debe ser la lucha más importante de su carrera, la que tuvo con Stephanie McMahon en SummerSlam 2014, tirando de la rivalidad de Bryan con su marido. Y es que, hasta ahora, el protagonismo de las mujeres dependía, en WWE, de sus relaciones con hombres.

Bryan tuvo su momento en WrestleMania 30, librándose de Triple H, Batista y Randy Orton, para llevar el título de WWE. Defendió frente a Kane, pero luego tuvo que dejar el campeonato vacante, para estar fuera durante unos 9 meses. Luego, tendría una corrida final, para volver a lesionarse, esta vez, sin arreglo.

Durante esa primera baja de nueve meses, su señora esposa, Brie Bella, siguió la rivalidad que Bryan tenía pendiente con La Autoridad. Durante esa rivalidad, tuvo que dimitir, y Stephanie aprovechó para hacerle bastante Bullying a su hermana, que se diferencia de ella, sobre todo, por haberse operado el pecho. Esto llevaría a Brie a atacar a la "dueña principal" de WWE, lo que provocó una lucha final entre ambas en SummerSlam, la primera lucha de Steph desde hacía más de 10 años.

En la lucha de SummerSlam, vemos a Ronda Rousey entre el público. No llega a intervenir, pero deja claro, con su presencia, que tiene interés en participar, algún día, en eso tan divertido que es la lucha libre. Steph es mucho más alta que Brie, y domina casi toda la lucha. La Bella tiene algunos comebacks buenos, pero es frenada cuando intenta volar a ringside por un gran codazo de Mcmahon.

Poderoso DDT también de la ejecutiva, que vuelve a dominar, hasta que Brien comienza un comeback mayor, con movimientos heredados de Bryan, y su "Brie Mode". Pero Triple H aparece en escena, y detrás de él, Nikki, se supone que para evitar que el narigón se meta en la lucha.

Pero lo hace. Cuando Bella atrapa a Steff con el Yes! Lock, Triple H saca al referee, dejándolo KO un rato. Brie le pega unas patadas voladoras al tantas veces campeón mundial, y va a por Steff. Parece que su hermana va a ayudarle, pero lo que hace es agredir con un codazo a Brie, dejándole a merced del Pedegree de Steff, que gana la lucha, al volver el referee para contar.

La lucha no está mal, buen David vs Goliat, y buena trama de por medio, aunque cortita, y sin mucha técnica. La traición de Nikki fue, en su momento, decepcionante, porque sacaba a McMahon de toda storyline en la división de divas, y volvía a enfrentar a las Bella, que luego volverían a juntarse en la maldad, sin que ocurriera absolutamente nada. Lo que pasaba con todas las stoyline de Divas de antes.

Puntuación: **3/4

jueves, 10 de marzo de 2016

The Big Boss Man vs The Mountie, WWF SummerSlam 1991




Voy a comenzar un especial sobre el Hall of Fame 2016, con algunos combates de los luchadores que va a ser inducidos este año. Obviamente, haré un especial énfasis sobre la gran estrella de esta hornada, Sting. Estoy deseando revisar unas pocas luchas suyas de la primera mitad de los 90, época en la que se engloban la mayoría de sus mejores obras.

Empiezo con el Big Bossman, fallecido hace tiempo. Conocido como "El Poli Loco" en España, este tipo destacó en la WWF de finales de los 80 y principios de los 90, con su personaje de policia. Era una época de WWF de personajes raritos y luchas infantiles, que ningún adulto podía tomarse en serio, pero para un niño de 5 o 6 años como yo, esos personajes molaban, y el del Bossman era de los mejores. De hecho, todavía conservo su figura de acción intacta, es de las pocas que no se rompieron. 

El Bossman llegó como rudo, y tuvo una rivalidad contra el campeón Hulk Hogan, disputando luchas Steel Cage por todo USA, de las que ya comenté una. Se trataba de un poli corrupto, un personaje muy típico en el cine de la época. Pero pronto se pasó a face, en una rivalidad con Ted DiBiase.

Entonces, llegó otro policía corrupto y violento a la escena de WWF, The Mountie, de la policía montada de Canadá. Y, para aquella época, personaje que se declarara orgullosamente extranjero era digno de odio. The Mountie era encarnado por Jacques Rougeau, un tipo que nunca llegará al Hall of Fame.

Recuerdo por encima esta rivalidad. Era muy pequeño, pero era algo que molaba: "el policía bueno contra el policía malo". Desde luego, Vince sabía como vender a los niños. Mountie y Boss Man empezaron a odiarse mucho, y el francófono llegó a esposarlo al ring, para pegarle calambrazos con una porra electrificada que llevaba, que superaba en ese aspecto a la porra tradiciones que portaba el Poli Loco. La rivalidad se calentó mucho, hasta que en SummerSlam se enfrentaron en un Jailhouse match: el que perdiera, tendría que pasar 24 encerrado en una celda.

La lucha dura algo menos de 10 minutos. No es mala, los dos luchadores que pegan fuerte con, básicamente, golpes frontales, aunque bastante creíbles. Jimmy Hart, que por supuesto, estaba en la esquina ruda, puso la trampa para que Mountie pudiera dominar al Boss Man, pero este acaba ganando con un powerslam, seguido de un Alabama Slam. Tras esto, varios policías se llevan entre gritos al canadiense, que acaba encerrado.

Un producto de entretenimiento muy bueno para los niños, y quizás para la sociedad inmadura de la época, pero no habría, hoy en día, quien se tragara estas milongas. A nivel de lucha, la cosa no está mal, sin grandes alardes. Hay quien defiende al Boss Man como un muy buen luchador, pero yo necesito pruebas.

Puntuación: ***

jueves, 7 de enero de 2016

Christian vs Randy Orton, WWE SummerSlam 2011




Vamos a acabar con este especial sobre Christian con su lucha en  SummerSlam 2011, enmarcada en su rivalidad con Randy Orton por el World Heavyweight Championship. Repasemos, por última vez, los precedentes.

Edge salió como campeón de WrestleMania 27, pero, debido a una lesión definitiva, tuvo que abandonar el título, y también su carrera. En Extreme Rules 2011, su mejor amigo, Christian, y su rival, Alberto Del Río, se jugarían el título en una Ladder, de la que en canadiense salió campeón, cumpliendo su sueño después de 17 años de carrera.

Christian era feliz, pero Teddy Long, el General Manager de Smackdown, acabó con su felicidad, haciéndole defender el campeonato 2 días después de ganarlo, frente a Randy Orton. Christian perdió su ansiado título, y volvió a perder en su revancha en Over the Limit.

Christian fue perdiendo la cabeza en su ansiedad por lo sucedido. Siempre quería un combate más por el World Heavyweight Championship, metiéndose con trampas en las luchas que había entre Orton y Sheamus. Christian consiguió una lucha más en Capitol Punishment, escudándose en el mal arbitraje de Over the Limit. Perdió una vez más, pero no se rindió, volvió a pedir una lucha más en Money in the Bank, dado que su derrota en el anterior PPV fue gracias a un fallo arbitral. Lo consiguió, gracias a sus abogados, y con la estipulación de que, si Orton perdía por DQ, Christian se llevaba el título.

En una lucha muy psicológica, Christian consiguió sacar de sus casillas a un hombre ya de por sí no muy cuerdo, escupiéndole, y provocando la descalificación que le daba el título, de nuevo, al Capitán Carisma.

La lucha final de este largo feudo sería en SummerSlam, en un No Holds Barred Match. Christian quería aprovecharse de esta norma, llamando a su amigo Edge, y así, los dos juntos, vencer a Randy. Pero Edge aparece para insultar a su compañero de tantos años, y decir lo vergonzoso que es su reinado, y ganar el título por DQ. Fíjate tú, con las trampas que ha hecho él en su vida, que absurdo. El caso es que a Christian se le va a la mierda su principal estrategia.

La lucha es menos psicológica que otras, con buenos momentos de brawl entre el público, al comenzar.  Christian golpea, después, bien con un palo de kendo, pero durante la lucha se lleva todos los peores golpes, ya sea en la espalda, o, sobre todo, en la cabeza. Superplex sobre una mesa cerrada, empujón sobre las escaleras de metal, RKO sobre la mesa de comentaristas en español, empujón sobre una mesa que estaba en ringside, power slam sobre una mesa, Elevated DDT sobre un cubo de basura, y un RKO sobre las stairs, que acaba haciendo inútiles todos los esfuerzos del canadiense. El título vuelve a manos de Randy Orton.

Puntuación: ***3/4

miércoles, 30 de septiembre de 2015

The Undertaker vs The Undertaker, WWF SummerSlam 1994



Hemos estado hablando, últimamente, sobre guerras entre personajes. En los dos casos comentados, el de Místico y el de La Parka, las guerras era legales, por los derechos de los personajes. La batalla que comentamos hoy es puro storyline. Storyline del malo, eso sí, pero es un combate muy famoso, el main event de todo un SummerSlam, y no de los más buscados en Google, así que es necesario tenerlo en este blog de historia del wrestling.

Nos vamos al año 1994. Un cambio generacional estaba teniendo lugar en WWF, después de los juicios por el uso de esteroides en la empresa, de los que Vince McMahon salió absuelto. Aún así, hombres mucho más ligeros y habilidosos, como Shawn Michales o Bret Hart, estaban convirtiéndose en las nuevas estrellas de la empresa, y junto a ellos, el gigante Undertaker.

Pero 1994 no fue un buen año para el Hombre Muerto. Nada más empezar el año, Undertaker tuvo que desaparecer de la acción por una lesión en la espalda, lo que le apartó de Wrestlemania X, no pudiendo así aumentar su aún corta racha. Y se vendió, esta baja, muy bien. Undertaker retó al Campeón de WWF, Yokozuna, en un casket Match en Royal Rumble 94, combate en el que tenia ventaja en Enterrador, pero del que salio victorioso el presunto japones gracias a la interferencia de... un monton de gente.

Pasaron unos meses, paso WrestleMania, y aparecion Undertaker. Pero no era el de siempre, era otro tipo, que se parecia mucho a el, y era manejado por Ted DiBiase. Se trataba de un luchador que conoceríamos como Brian Lee en ECW o TNA, y que era amigo en la vida real del Undertaker, quien lo entrenó para parecerse y actuar como él.

Los aficionados no estaban seguros de si era o no el Undetaker real. De hecho, Paul Bearer apareció en una ocasión, reclamándole que volvera bajo su redil. Finalmente, WWF anunció el main event de SummerSlam, con la vuelta del verdadero Undertaker, quien se enfrentaría al falso Undertaker.

Y llegó esa lucha, precedida en la velada por una de las mejores luchas de la historia de WWE, el steel cage entre Owen Hart y Bret Hart. Esa lucha no la he comentado aún en el blog, pero empezad a echarle estrellas. Y, la verdad, el main event es ridículo en comparación, aunque al público le interesa mucho más.

Undertaker falso llega con Ted DiBiase, mientras que Paul Bearer invoca al verdadero Undertaker, que hacer una entrada genial, vedla. Luego llega el combate, con un intercambio de golpes sin más, sin ningún dominio claro, hasta que el Undertaker falso aplica al verdadero un ChokeSlam, y un Tombstone, pero cuándo va a por el segundo, Undertaker lo revierte, y le pega tres seguidos para sacarle del mapa.

Lucha irrelevante, pero un momento llamativo para la historia del wrestling.

Puntuación: **

domingo, 30 de agosto de 2015

John Cena vs Seth Rollins, WWE SummerSlam 2015




Uno de los puntos fuertes en SummerSlam era el enfrentamiento entre Rollins y Cena, por el WWE World Heavyweight Championship. Lo malo era, que no parecía probable, como se ha demostrado finalmente, que hubiera un ganador limpio. Esto ya ha pasado en la mayoría de las defensas titulares de Rollins, y parece que pasará en las futuras, puesto que el próximo es Sting. No es forma de darle credibilidad al campeón.

La rivalidad entre John Cena y Seth Rollins partía como algo bastante interesante. John Cena es el campeón de Estados Unidos, y desde que ganó este campeonato en Wrestlemania frente a Rusev, lo ha defendido a capa y espada, presentando un reto abierto a cualquiera que quiera optar a su cinto. Así, ha tenido interesantes luchas con gente como el propio Rusev, Cesaro, Sami Zyan o Kevin Owens.

Muy lejos de ese nivel de excelencia ha estado el campeón mundial de la empresa, Seth Rollins, quien ha defendido el campeonato más importante que existe de forma rastrera, con trampas, ayudas, y pocos méritos. Poca lucha limpia ha ganado para defender su título, y así Cena se lo ha hecho saber.

Otro punto interesante es el hecho de que John Cena es 15 veces campeón mundial, y está, tan solo, a una antorcha del gran Ric Flair, a quién WWE le reconoce 16 campeonatos mundiales. Esto es algo interesante, que puede introducir al Nature Boy en próximas storylines.

Pero algo ocurrió. Cena y Rollins se enfrentaron por el título de Estados Unidos, y Rollins le partió la nariz a su rival. A Cena le tuvieron que hacer una operación de urgencia, le tuvieron que reconstruir la nariz, y se dudaba de su participación en SummerSlam. Pero Cena es Super Man, y lo es mucho más en el mundo real que en el wrestling. El tipo se recuperó perfectamente para la lucha de campeón vs campeón en SummerSlam, en la que el ganador se lo lleva todo.

Por desgracia para mí, no utilizan la lesión en la cara de Cena durante la lucha. Esta es bastante buena, muy movida, y con una ambientación bestial. Seth comienza vacilando con su agilidad superior, pero la cosa se iguala cuando Cena pone en marcha todo su arsenal de lucha, cada vez mayor. Intenta hace su "You can't See Me", pero no consigue aplicarlo hasta la tercera.

Durante toda la lucha, busca el AA. Consigue aplicarlo una vez, pero Rollins sobrevive. Rollins también lo hace, sin éxito. La búsqueda del finisher definitivo es la historia aquí.

Cuando Cena va a por otro Attitude Ajustment, golpea al referee y lo saca fuera, así que no puede contar cuando cubre al campeón mundial. Rollins le pega otro rodillazo en la cara, y deja a Cena conmocionado.

Entra en acción Jon Stewart, quien era el anfitrión especial del show. Stewart es una afamado presentador y productor televisivo, de gran éxito, y también amante del wrestling. Stewart entra con una silla al ring, duda, y le pega a John Cena con ella, dejándole a Rollins la victoria en bandeja de plata, casi literalmente, porque este le aplica el Pedegree sobre la silla de metal al campeón de Estados Unidos. El referee vuelve, y el conteo llega a 3. Rollins ahora también es campeón de Estados Unidos.

En el siguiente Raw, Stewart explicaría que no podía ver como alguien le arrebata su record al gran Ric Flair, eso es sacrilegio. Cena le pega, en ese programa, un merecido AA a Stewart. Me interesa, para el futuro, si se puede trabajar con Flair sobre su record, se puede crear una historia interesante.

Puntuación: ***1/2

sábado, 29 de agosto de 2015

Kevin Owens vs Cesaro, SummerSlam 2015




En terminos de wrestling in-ring, una de las luchas más interesantes, a priori, de este PPV era la de Kevin Owens y Cesaro. La calidad de ambos está más que probada en decenas de luchas de nivel, y además es bueno ver que Cesaro comienza a tener luchas en PPVs, y que Owens, tras su rivalidad con John Cena, sigue teniendo un papel importante.

En esto me tengo que parar un momento. Tras la última lucha de Owens con Cena, los medios de comunicación especializados empezaron a hacerse eco del hecho de que Owens se iba para el mid-card, ante la desesperación de los fans. Me parece la reacción de la gente con respecto a este tipo de cosas absurda. Un luchador de WWE está en una gran posición cuando tiene una lucha en PPV, contra un buen rival, y con bastante tiempo. ¿Qué significa estar en el main event? ¿Luchar contra Cena o por el título mundial? ¿Pueden estar todos los luchadores de calidad de WWE en 2 luchas? Lo importante es que tengan rivalidades interesantes y luchas de calidad, hay que dejar de pensar en términos de main event, sólo hay un título mundial.

Pero Cesaro y Owens se cargan esto, porque la lucha no es excesivamente interesante. No lo era, ya, la rivalidad, que es poca cosa, pero estos dos grandes luchadores decepcionan, en una lucha en pleno SummerSlam, en la que empiezan muy bien, con una velocidad vertiginosa, y con vuelos por parte de ambos. Pero pronto la lucha se queda sin historia, basada en finishers, tampoco muy impresionantes en su mayoría. Espero más de futuros enfrentamientos entre ellos.

Puntuación: ***

viernes, 28 de agosto de 2015

Stephen Amell y Neville vs King Barrett y Stardust, SummerSlam 2015





Una de las atracciones de SummerSlam para el gran público es la aparición de Stephen Amell en el show, que lucha por primera vez en su vida, haciendo pareja con Neville para enfrentar a Stardust y Wade Barrett.

Pero quizás, el fan del wrestling no conozca a Amell. En un actor Estadounidense, famoso por ser el protagonista de la serie Arrow, serie en la que encarna al héroe de DC Comics Flecha Verde. Su popularidad está en alza, no solo por su personaje, sino también por sus continuas inicitivas caritativas. Este éxito le permitirá aparecer en la próxima película de Las Tortugas Ninja, haciendo el papel de Casey Jones. Recordemos que en esa película aparecerá también Sheamus, haciendo del rinoceronte humano, RockSteady.

Y Amell también es fan de WWE dede pequeño, lo que facilita mucho las cosas, como pasa con Ronda Rousey, o Floyd Mayweather. Amell Se metió en una intensa rivalidad con Stardust, después de confrontarlo en Raw en Mayo, una rivalidad que siguió a través de Twitter, puesto que Amell es muy activo en redes. Después, sucedió la muerte de Dusty Rhodes, y Cody estuvo fuera de la pantalla una temporada.

Pero a Dusty le hacia mucha ilusión ver a su hijo luchar frente a Arrow. "Termina lo que empezaste", eso era lo que quería El Sueño Americano. Confiesa Cody que encontró el móvil de su padre, y tenía como fondo de pantalla una foto de Stardust y Arrow. Necesitaba, así, el pequeñode los Rhodes, llevar a buen puerto esa rivalidad con el actor, y dedicársela a su padre, sin oir las críticas de la gente que no vió con buenos ojos que volviera como Stardust y no como Cody Rhodes después de lo ocurrido. Esos críticos demostraron su ignorancia, sin saber que Stardust fue uno de los primeros nombres que usó Dusty en su carrera como luchador.

Cody volvió, y empezó a hacer promos sobre Amell, invocando al héroe, a Arrow. Se ha convertido en una especie de joker, aunque a mi me recuerda más al Duende Verde de Spiderman. Amell estuvo entrenando un buen tiempo para tener una lucha con Cody, y finalmente, se verán las caras en SummerSlam, en una lucha de equipos, puesto que es pronto para el arquero ponerse a luchar en un uno contra uno. Neville, el hombre al que la gravedad olvidó hace pareja con Stephen, y junto a Stardust, está "The Cosmic" King Barrett. Sí, cósmico, puesto que esta lucha se ha dibujado como algo propio de los cómics.

Y la verdad es que Stephen Amell sorprende a todos por su forma de luchar. Se nota que no es profesional, pero muestra mucha agilidad, da una vuena patada, y se atreve a hacer una plancha desde la tercera a ringside sobre los villanos, ponendo la victoria al alcance de Neville, que plancha a Barrett. La lucha es correcta, sin más, pero Amell sale victorioso, y todo queda abierto para que su rivalidad con Stardust, quizás, llegue a Wrestlemania.

Puntuación: **1/2

jueves, 27 de agosto de 2015

Undertaker vs Brock Lesnar, WWE SummerSlam 2015




Llega SummerSlam 2015, la fiesta más grande del verano, un PPV al que WWE ha querido dar una importancia similar, o al menos cercana, a la de WrestleMania. Por eso, se ha aumentado la duración del Show a 4 horas, que permiten que la mayoría de las grandes estrellas de la empresa tengan una lucha digna en cuanto a tiempo, y que tengamos apariciones especiales de Brock Lesnar, Undertaker, Stephen Amell o Jon Stewart. Un show que se presenta interesante. Yo por mi parte voy a ver y comentar las luchas que me resulten interesantes, de más a menos, comenzando como no podía ser de otra forma por el main event: Undertaker vs Lesnar.

Esta lucha ha generado mucho odio por la comunidad internauta, cada vez más insoportable y simplista, empeñada en que un negocio multimillonario como el de WWE puede sustentarse con equilibristas. Una lucha como la de Undertaker y Lesnar es extremadamente necesaria para vender PPVs y mantener el negocio, incluso en el caso de que acabara siendo horrible dado el estado físico del Undertaker. Pero ni siquiera ha sido así, la lucha ha sido bastante buena, y asi lo han tenido que admitir la mayoría de los críticos.

Anteriormente, hemos comentado el Hell in a Cell de Undertaker y Lesnar en No Mercy 2002, y la lucha de los dos en Wrestlemania 30, cuando se rompió el Streak. Y es que, Undertaker y Brock tienen mucha historia juntos. Primero, su rivalidad de 2002, de la que salió claramente ganador el ex-campeón de UFC. Luego, en UFC 121, cuando Lesnar perdio el título, se cruzo con Taker que estaba entre el público, y este le mandó un reto. Finalmente, Lesnar volvió a la lucha, y acabó encontrándose con Undertaker en Wrestlemania 30, siendo el elegido para romper su racha.

La lucha que Taker y Lesnar  tuvieron en Wrestlemania no fue mala, pero estuvo por debajo de lo que todo el mundo esperaba. Undertaker habia tenido luchas ****+ en los 7 WrestleManias anteriores, y se esperaba una gran lucha. Pero el Deadman salió mal parado  de la contienda, tuvo una conmoción cerebral durante el enfrentamiento, y no pudo rendir al 100%. Desde entonces, nadie da mucho crédito al Enterrador, juzgándolo como un viejo por sus 50 años, cuando con 47 luchaba mejor que nadie.

Undertaker volvió en WrestleMania 31 para vencer a Bray Wyatt, en una lucha buena, de mitad de cartelera, pero sin el nivel de epicidad que tuvieron las anteriores. Heyman y Lesnar seguían celebrando la rotura del Streak, en el año anterior, hasta que finalmente, en Battleground 2015, año y pico después de perder su racha, Taker volvió para vengarse. Sí, no tiene mucho sentido que lo haga ahora, pero no nos engañemos, todos sabemos que las idas y venidas dependen de los acuerdos, los estados de forma y todo eso, y hay que encajar la storyline para que parezca que tiene sentido.

Este Undertaker no tiene la forma física de 2007, y es obvio que cometió un error al raparse, porque parece que ya no le va a crecer mucho el pelo. Pero no está tan mal físicamente, parece mucho mejor que cuando perdió con Lesnar en WM, y su altura siempre le da un plus de credibilidad. Su ataque en Battleground frente a Lesnar es devastador, incluyendo un Low Blow, y le cuesta la lucha por el título a la bestia encarnada frente a Seth Rollins. Parece que Taker ha estado entrenando año y medio para encontrar la forma de vencer a Lesnar, y la fórmula consiste en golpes en los huevos. Taker podría estar pasándose al lado oscuro en esta parte de su carrera, dado el final de la lucha en SummerSlam, o puede que, tan solo, los bookers piensen que es más creíble una victoria suya de esta manera que limpiamente.

El caso es que los dos luchadores la liaron a base de bien en el siguiente RAW. "Te voy a matar", gritaba Lesnar. "Tendrás que hacerlo", respondía el Enterrador. El odio entre ellos es puro, y Undertaker volvió a atacar a Lesnar en el Raw pre-SummerSlam, incluyendo Low Blow.

Así, llega la lucha entre ellos en SummerSlam, que a mí me ha gustado. El odio de Lesnar se hace patente desde el principio, pues falta al respeto a Undertaker, le ataca antes de que se pueda quitar su chaqueta, antes de que deje los ojos en blanco, algo que no ha hecho prácticamente ningún rival. Taker de desembaraza de él, y comienza la lucha de verdad. Después de un buen intercambio, Lesnar comienza con los Suplex. "Suplex City, Bitch!" grita. Pero Undertaker se safa, y lo envía de cabeza contra el esquinero, rajándose legítimamente la cabeza. Los golpes ahí se suceden: Big Boot, Snake Eyes, y el Leg Dropd en el filo del ring, o como dice Michael Cole, "That Classic Move!".

Taker sigue golpeando la cara de su rival, hasta que este revierte el ChokeSlam en Suplex, y vuelve con la Suplex City. Nos vamos a ringside, y Lesnar destroza a Undertaker con un F5 devastador contra la mesa de retransmisión. Milagrosamente, el Enterrador consigue llegar al ring antes de que la cuenta llegue a 10.

De nuevo, Lesnar le dice a Taker que le va a matar, y este le reta a que lo haga, enganchándolo con un ChokeSlam sorpresivo, seguido de Tombstone. La cuenta no llega a 3, y ahora Lesnar va a por el brazo de Taker. Y es que, los diversos F5 que le aplica no le valen, va a tener que ir a por la rendición.

Hells Gates del Enterrador, pero la bestia no se rinde. Kimura Lock de Lesnar, Undertaker aguanta mucho la llave parte-brazos del campeón de UFC, hasta que se rinde por primera vez con su personaje de Deadman, pero el referee no lo ve. Por algún motivo, suena la campana, y el referee se va a por el encargado, diciendo que no, que él no la ha hecho sonar. Undertaker aprovecha esto para dar un nuevo Low Blow, y otro Hells Gates. Lesnar aguanta, aguanta mucho, le hace un corte de mangas a la Parka, pero acaba inconsciente. Undertaker vence a Brock Lesnar.

La lucha es buena, hay mucho Brawl, y parte de psicología, Undertaker rinde muy bien, sin fallos y recibiendo todo lo que debía recibir, nada de ser tratado con miedo por su edad. El final es lo malo, el encargado de la campana comentaría después que hizo que esta sonara por miedo a que Lesnar le rompiera el brazo al enterrador, lo cual es absurdo, porque este tipo ha visto trampas de todos lo colores, palizones y lesiones, y ahora para un combate porque le da la gana. Es un poco absurdo,  le quita un poco de puntuación a la lucha, que por lo demás, es un muy buen enfrentamiento entre brawlers.

Ahora queda por ver que pasará en el futuro. No me gustaría una nueva lucha entre ellos, ya que ambos luchan pocas veces al año, prefiero que lo hagan con más rivales. Un Undertaker-Sting será muy criticado por los haters, pero creo que sería genial, el hype que puede provocar verlos frente a frente en un ring sería extraordinario, es algo nunca visto, y yo quiero verlo antes de morir, aunque sean ya cincuentones.

Puntuación: ****

martes, 9 de junio de 2015

Triple H vs The Rock, SummerSlam 1998


En WrestleMania 31, vimos un enfrentamiento entre The Authority y The Rock, este último con la ayuda de Ronda Rousey. Esto dio pié a muchas cábalas sobre posibles luchas entre los cuatro implicados. Como no está muy claro si UFC dejará luchar a Ronda en WWE, lo que más suena es un The Rock vs Triple H para Wrestlemania 32.

La verdad es que yo preferiría, y vería mucho más taquillero, un The Rock vs Lesnar. Entre otras cosas, porque Hunter y Rocky ya han tenido muchas rivalidades, y no creo que vayan a dar mejor combate ahora que están viejunos que cuando eran nenes. Vamos a repasar, en cualquier caso, algunas de sus buenas luchas.

En SummerSlam 1998, Triple H y The Rock se enfrentaron en un Ladder Match por el Campeonato Intercontinental. En ese momento, los dos subían como la espuma, pero no hay que pensar que todavía era mid-carters, y por eso luchaban por el IC Title. En ese tiempo, se le daba todavía un poco de valor al campeonato, y dos figuras de renombre, con una enorme carrera por delante cada uno, luchaban  en una Ladder con un público enfervorecido.

Triple H acude a la lucha con el apoyo de Chyna, mientras que The Rock lo hace con Mark Henry. Y ambos tendrían un papel fundamental en el resultado de la lucha. Esta ladder es muy famosa, tiene grandes críticas. A mí, no me parece tan buena como la gente dice, no la veo tan especial, pero sí que es buena.

La lucha comienza con algunos rifirrafes, hasta que Triple H se hace daño en la pierna al caer de una escalera. Rocky aprovecha esto bien, atacando la extremidad del aún no cuñado.

Rock no consigue aprovechar la cojera de Triple H para coger el título. Los dos luchadores se dan por todos lados, con golpes, escalera mediante, muy fuertes. Finalmente, Merk Henry le echa unos polvos blancos en la cara a Hunter, que deja a Rocky muy cerca del cinturón, pero Chyna le da un golpe bajo a esto, y Hunter consigue retener su título.

Es, esta, una lucha notable, con mucha acción y su parte de psicología. Pero no es el luchón, creo yo, que dicen algunos.

Puntuación: ***3/4

sábado, 7 de marzo de 2015

Team WWE vs Team Nexus, WWE SummerSlam 2010



Precedentes:







Seguimos repasando el primer año de Daniel Bryan en WWE, y su historia es, hasta este punto, troncal a la del Team Nexus.

Después del ataque primigenio de los Nexus, WWE despidió legítimamente a Bryan, y los Nexus explicaron, dentro del storyline, que el de Washington se había arrepentido de su ataque, y que le habían tenido que darlo suyo para que no volviera a aparecer en un ring de la empresa.

Durante el verano de 2010, Nexus siguió destruyendo a todo lo que aparecía en su camino en WWE, ya fuera luchador, directivo o leyenda. Jericho, antiguo mentor de Wade Barret en NXT, pensó que estaba indultado por su relación con el líder de la banda, pero también fue atacado, al igual que lo fueron rudos como Edge.

Hasta aquí, la storyline de Nexus era bastante interesante. No tenía una gran respuesta por parte de la audiencia, pero yo la encontraba entretenida, quería saber como evolucionaba. A pesar de mi decepción por la desaparición de Bryan, aun mantenía la esperanza en que el American Dragon apareciera en algún momento. Y SummerSlam parecía el mejor.

De cara al Mayor Evento del Verano, John Cena conformó un Team WWE que haría frente a los Nexus en un Elimination Match, al estilo Survivor Series. Posiblemente, y por como transcurre el combate, esta lucha debería haber tenido lugar en el PPV Survivor Series, hubiera sido un gran final para la storyline. Pero ocurre demasiado pronto, y se carga toda la historia.

Los miembros seleccionados para el Team WWE son: John Cena, Edge, Chris Jericho, The Great Khali, John Morrison, R-Truth y la leyenda Bret Hart, que había hecho las paces recientemente con WWE, y había apalizado a Vince McMahon en Wrestlemania.

Por su parte, en Nexus están el lider Wade Barret, el parlachin David Otunga, el forzudo Skip Sheffield, el volador Justin Gabriel, y otros que no tienen un perfil muy definido: Heath Slater, Michael Tarver y Darren Young. En realidad, una generación muy mediocre de NXT, nada en comparación con los luchadores que tiene WWE en esta división, que en muchos casos ya son leyendas del wrestling por su trabajo en otras promociones (El Genérico, Kevin Steen, Kenta, Prince Devitt, PAC o incluso Rhyno).

Antes de SummerSlam, Los Nexus abordan a The Great Khali entre todos, por que supuestamente, el Gigante de Punjabi les da miedo (aunque, a estas alturas, eso ya no cuela mucho). El caso es que se lo quitan de encima, dejando una plaza libre en el Team WWE para el evento, que no se resolverá hasta el mismo. Mientras tanto, The Miz, el campeón de Estados Unidos, presenta su candidatura para el puesto.

El día de la lucha llega. Aparece el Team Nexus, y van apareciendo los miembros del Team WWE. Finalmente, aparece The Miz, adjudicándose el último puesto en el equipo, pero Cena le para los pies: el último miembro del Team WWE es Daniel Bryan. Gra alegría para los fans del wrestling, aunque no tanta para el público que lleba la arena, porque apenas reacciona (no lo conocen mucho). El que si reacciona es The Miz, al ver a una persona a la que siempre ha despreciado quitarle su sitio.

La lucha comienza, entre dudas respecto a Daniel Bryan. ¿WWE le dará algún valor a este luchador? Pues parece que sí, porque es el primero en comenzar, y se carga fácilmente a Darren Young, haciéndole rendir con su Yes! Lock, entonces conocido como Lebell Lock. Poco después, John Morrison elimina a Michael Tarver con su Starship Pain. La sensación que se va creando durante el combate es que, si bien los Nexus son poderosos por su número, individualmente sus miembros no valen mucho. Hay que tener en cuenta que esta es la primera lucha oficial del grupo (creo recordar).

Pero, mientras que el grupo de WWE es genial de manera individual, Nexus es un verdadero equipo. Y por ahí iban sus declaraciones previas al combate. Se paran un momento a reflexionar, necesitan una estrategia. Sheffield, el futuro Ryback, se hace responsable de la situación: “Dejádmelo a mí”. El power house hace un gran trabajo, y se carga a Morrison y Truth.

El combate se iguala. Los Nexus consiguen engañar a Hart para que utilice una silla, siendo así descalificado. Pero les sale el tiro por la culata, porque los sillazos sobre Ryback lo dejan en tal mal estado, que el resto del equipo WWE consigue derrotarlo. El Team Nexus se preocupa: ha perdido a su principal arma.

Pero la ausencia de trabajo en equipo es la principal ddebilidad del Team WWE. Edge y Jericho son heels, y están más preocupados de Cena que de Nexus, lo que les hace ser eliminados por Slater a ambos. Y no contentos con ello, atacan y dejan dañado a John. Si bien Nexus está quedando como un equipo de integrantes débiles a nivel individual, a nivel estratégico son mejores. Un Cena destrozado consigue darle el relevo a Bryan, que elimina a Slater, de nuevo, haciéndole rendir.

Daniel Bryan, al que nadie conocía al comenzar la noche, se muestra en esta lucha como un luchador realmente intimidante. Reta a Barret y Gabriel, los únicos integrantes de Nexus que quedan. Pero aparece The Miz corriendo, y deja KO a Bryan por detrás, dándole con su maletín de Money in the Bank. Así, Barret lo cubre, y tan solo queda un Cena muy herido.

Recordemos que es el primer combate de Nexus. El equipo se ha mostrado invencible en los programas de Raw, y se está formando un rivalidad contra la WWE muy interesante. Según comentó Jericho en alguna entrevista, la idea era que salieran ganadores de esta lucha, pero John Cena se empeñó en salir ganador. Así, consigue hacer su típica demostración super-heróica, y derrota a Justin y Barret. Un final, que si hubiera tenido lugar 4 meses después, en Survivor Series, al final de la rivalidad, hubiera sido perfecto, pero así, elimina toda la credibilidad del stable. A partir de ahí, toda la rivalidad se centraría en Cena, y perdería todo el interés.

El combate es muy bueno de por sí, si no tenemos en cuenta el futuro del storyline.


Puntuación: ****

martes, 19 de agosto de 2014

John Cena vs Brock Lesnar, WWE SummerSlam 2014


Primer combate que me causa espectación en WWE desde que Brock Lesnar se cargara la racha del Undertaker enWrestlemania. Y casualmente, vuelve a ser un combate de la bestia. Lesnar va, ahora, a por el título mundial de la empresa, en manos del gran John Cena.

Muchos se quejan de Lesnar, que si lucha 4 veces al año, que si patatín, que si patatán. Pero lo cierto es que las apariciones esporádicas de gente como Taker, Lesnar, Rock o Triple H, convierten en algo especial sus combates, algo esperado por todos, como en los viejos tiempos, cuando no había programas semanales, los títulos duraban años, y los enfrentamientos entre estrellas eran esperados por meses.

A esto, hay que sumarle el hecho de que, por fin, se ha conseguido convertir a un luchador en una bestia que, verdaderamente, da miedo, que parece imbatible. Las victorias seguidas de Lesnar ante Triple H, CM Punk, Big Show, su paliza a Mark Henry, y sobre todo, su conquista del Streak, lo hacen ver como algo imbatible.

¿Y quien podría vencer, en WWE, a una bestia semejante? Tan solo John Cena. Pero después del palizón al Undertaker, es raro pensar en una victoria del rapero limpia en el combate fijado por el campeonato mundial en SummerSlam 2014. Parece imposible que Lesnar pierda contra alguien. ¿Le darán a un título a un luchador con contrato por apariciones?

Se ve desde el principio de la lucha, que Lesnar es imparable. Apaliza a Cena de principio a fin, no me extrañaría que el rapero hubiera salido lesionado de esa lucha, todos conocemos la falta de preocupación de Lesnar por la salud de sus oponente. Mató a Undertaker, y ahora mata a Cena.

El combate es un squash largo. Nada más comenzar, Lesnar aplica un F5, y Cena queda reventado. A partir de ahí, el ex-campeón de UFC apaliza al actual campeón de WWE a base de suplex, demasiado lento, eso sí, pero con unos suplex que me hacen temer por la seguridad de su rival. En algún momento, Cena consigue reponerse para aplicar un AA, pero no consigue ganar.

Lesnar se levanta, imitando la forma de “resucitar” del Undertaker, pero riéndose, y sacando la lengua, ante el clamor del público. Mientras Cena le mira con espanto, Lesnar muestra estar al 100%, como si el finisher de su rival no le hubiera causado mella alguna. Ese es el mejor momento del combate, que luego sigue como antes, con pleno dominio del luchador de artes marciales, salvo por algún come-back del rapero, como su SFU, aplicado con más mala leche que nunca, pero que no impiden que Lesnar le gane con total facilidad.

El combate tiene algunas cosas muy buenas, pero en general es peor que el que tuvieron en Extreme Rules de hace unos años. Lo interesante es lo que podremos ver en el futuro. ¿Contra quien defenderá Lesnar su título? Sheamus, Orton, Reigns, Bryan, Punk, The Rock... Veremos.


Puntuación: ***1/2