Mostrando entradas con la etiqueta njpw. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta njpw. Mostrar todas las entradas

miércoles, 13 de septiembre de 2017

Tomohiro Ishii vs Kenny Omega, NJPW G1 in USA Night 2




Llegamos a la final del G1 in USA que llevó a cabo NJPW en 2017 en Estados Unidos. En él, se celebró un torneo para buscar al primer campeón de Estados Unidos de la empresa, y hoy repasamos la final.

El torneo no me ha parecido la gran maravilla que opina mucha gente que es. No obstante, me ha entretenido bastante. Creo que en la noche 2, el público mejoró un poco, por algún motivo. En la final, tenemos a Tomohiro Ishii y Kenny Omega.

Estos dos tipos ya se habían enfrentado entre sí en varias ocasiones durante el año, en combates también muy celebrados. Yo ya comenté el primero hace tiempo en el blog, y ya dije que quedé bastante decepcionado. Esta final por el Campeonato USA me ha gustado bastante más, sin ser tampoco uno de los mejores combates del año, ni de lejos. Pero es muy bueno.

Omega es otro de los locos que intentan luchar con Ishii frontalmente, en pruebas de fuerza. Como suele pasar, y como pasó con Sabre, Ishii sale ganando. Sin embargo, Omega pone en práctica un montón de técnicas para dañar la espalda y el cuello del calvito, y le pone en graves problemas. Y estos problemas empeoran mucho, cuando el occidental aplica un súplex sobre una mesa en ringside. En una acción para el recuerdo, Ishii se sujetaba a las cuerdas con los dientes, para evitar el súplex, pero, finalmente, el rubito se sale con la suya.

Ishii sale muy muy dañado de este ataque. Y Omega lo aprovecha para dominar más fuerte todavía. Ataca el cuello de su rival, hasta que empieza a dar rodillazos. Poquito a poco, va desgastando la resistencia de su oponente con esos rodillazos tan sonoros que aplica.

La lucha va subiendo de nivel, y esto ya es una batalla, con súplexs y golpes muy fuertes. Ishii también pega buenos Lariatos, e incluso conecta el One Winged Angel. Omega resiste, y la batalla sigue.

Los rodillazos de Omega son muy fuertes. Como siempre, Ishii saca su espíritu de paseo. Frena con la cara todos los golpes de antebrazo de Omega, que incluso se hace daño. Ishii ataca como un loco, pero acaba perdiendo ante todos los rodillazos de su rival, y un final One Winged Angel.

Muy buena lucha, aunque en el G1 Climax 2017 hay cosas mejores, que empezaremos a repasar en breve.

Puntuación: ****

lunes, 11 de septiembre de 2017

Tomohiro Ishii vs Zack Sabre Jr, NJPW G1 in USA Night 2




De la noche 2 del Especial G1 Climax en USA, tenía ganas de ver el combate entre Tomohiro Ishii y Zack Sabre Jr. Es una mezcla de estilos muy interesante, así que me apetecía ver algo distinto.

A Ishii lo conocemos perfectamente. Es un japo de esos de vieja escuela, a los que les gusta pegar fuerte, y recibir fuerte. Zack, por su parte, es un británico muy joven, tremendamente técnico, y bastante delgadito. Quizás, por eso, muchos no le han visto futuro, pero este año, hasta el más tonto ha tenido que reconocer que este chico va a ser un grande. Solo le falta crecer un poco, en todos los sentidos.

En esta lucha, comienza intentando pelear contra Ishii en su mismo terreno. No lo consigue, y el japonés le pega un palizón, poniéndolo en su sitio. Zack debe ser fiel a sí mismo, y comienza a poner en práctica sus grandes conocimientos técnicos.

Pronto, ZSJR empieza a aplicar buenas llaves al brazo. No ceja en su empeño, y durante toda la lucha, va insistiendo en ello, además de utilizar paquetes y embolsamientos muy hábiles. Ishii se rehace de vez en cuando, a golpe limpio. Pega algún cabezazo que deja a su rival hecho trizas. Pero, la mayor parte del tiempo, Sabre domina, haciendo llaves.

A Ishii cada vez le duele más, pero aparece su espíritu combativo. Reta al británico para que le golpee en el brazo. Ahora puede con todo. Se lanza como un animal, y mata a Zack Sabre Jr con unos pocos golpes. Un Brain Buster le da la victoria.

Buena lucha, muy bien ejecutada, aunque le falta un poco para subir al siguiente nivel. Ishii, por cierto, pasa a la final del torneo por el título USA de NJPW. En el main event, le espera Kenny Omega.

Puntuación: ***1/2

sábado, 9 de septiembre de 2017

Michael Elgin vs Kenny Omega, NJPW G1 in USA Night 1




Seguimos viendo luchas del especial de NJPW en Estados Unidos de este año, 2017. En él, se llevó a cabo un torneo en el que se buscaba al primer Campeón de Estados Unidos de la empresa. 

En la noche 1, se enfrentaron Michael Elgin y Kenny Omega, en una lucha que me parece un gran ejemplo del over-rating existente en la crítica de wrestling actual. Meltzer le dio a esta lucha 4 estrellas y 3 cuartos, lo que me parece una locura. Es una lucha buena, incluso notable, pero no entiendo de dónde sale ese tipo de notas, que por otro lado, es constante en cualquier lucha del mid-card de NJPW hacia delante.

Creo que la lucha se  ve muy dañada por el público. Con un público japonés, sería mejor, pero en este evento, tenemos un publico indy. Este tipo de aficionados expresa, con sus reacciones, que le gusta la lucha, pero no expresa que le importe lo más mínimo. No se siente la energía de que esté pasando lalgo importante, sino tan solo, divertido. Y eso no ayuda.

Tenemos una lucha del tipo "David vs Goliat", en la que Michael Elgin le mete una buena paliza a Omega, que apenas puede hacer algo. Consigue un poco de aire este, no obstante, al aplicar un DDT sobre la rampa metálica. Con audacia, Kenny intenta ganar por count out. Incluso aplica un Body Slam sobre el borde del ring cuando la cuenta iba por 18, pero Elgin sube a tiempo, también porque el referee le espera un poco.

Eso puede ser un fallo, pero lo cierto es que Kenny y sus colegas, los Young Bucks, habían trolleado, como siempre, al referee antes de comenzar el combate, y Michael le había defendido. Ahora le espera claramente, y el público se lo recuerda. Como a este público, el resultado le importa poco, se toma esto como entretenimiento, y no con pasión.

El dominio de Elgin vuelve, y aplica un súplex y una power bomb desde la segunda que son golpes para ganar. Pero Kenny resiste, y levanta el combate a base de rodillazos en la cara. Pega unos 7 rodillazos, que van demoliendo el espíritu del canadiense. Con el One Winged Angel, Omega se lleva el combate, y pasa a semifinales en este torneo por el Título USA de NJPW.

Puntuación: ***1/2

jueves, 17 de agosto de 2017

Hiroshi Tanahashi vs Billy Gunn, NJPW G1 Special in USA




Antes de repasar las mejores luchas del G1 Climax de este año, 2017, hay que señalar que New japan se pasó, poco antes, por los Estados Unidos de América, para celebrar allí un evento especial llamado G1 Special in USA, en el que se condecoró al primer Campeón de Estados Unidos de la empresa. Y es que, como WWE, NJPW tiene una plataforma de vídeos en Internet con la que quiere convertirse en un producto global, y para eso, tiene que llamar la atención, visitando paises. Igual que WWE está llevando a cabo eventos especiales en Japón y Reino Unido, New Japan ha hecho esto en USA, y tiene a muchas de sus estrellas apareciendo en empresas de México, Estados Unidos, Reino Unido y Europa.

Quiero mirar los main events de las dos noches de este evento. Recibieron muy buenas notas por parte de todo el mundo, pero ya ocurre con casi todas las luchas importantes de NJPW. Y no solo por foreros, Meltzer daba ****3/4 a una lucha por noche del G1. Hay otros que han sacado 3 o 4 luchas de 5 estrellas del torneo de este año. La gente se está pasando.

Pero en el NJPW Special in USA hubo otra cosa realmente friki: Billy Gunn retó a Hiroshi Tanahashi por el título intercontinental de la empresa. Y eso me llamó mucho la atención. Tanahashi es uno de los mejores luchadores del mundo, y su campeonato es uno de los más importantes. Por su parte, Gunn es un veterano de la era Attitude que hizo cosas muy graciosas entonces, pero al que no se le recuerda una lucha buena en toda su vida. Y ahora recibe esta oportunidad, con más de 50 tacos.

Gunn había estado ya presente en la battle royal de Wrestle kingdom, y había hecho pareja con otro ex-WWE, Yoshitatsu, formando el Hunter's Club, que pretendía, sin éxito, dar caza al Bullet Club, y de camino hacía un guiño a Triple H. Gunn tenía buena relación con New Japan, y según él mismo, Tanahashi pidió esta lucha para el evento especial en USA. Quizás sea verdad.

La lucha no es especialmente destacable. Gunn está lentorro, no tiene mucho ritmo, y el público americano tiene muy poca vida. Veremos si mejora para los main events.

Gunn busca el brazo de Tanahashi después de unos breves minutos iniciales. Tanahashi arrastra problemas ahí, y Billy intenta aprovecharlo. Castiga mucho el brazo de su rival, aunque de forma lenta y pesada, pero con constancia suficiente para debilitar a su rival.

El americano es mucho más grande y fuerte. Viendo esta lucha, uno puede imaginar a Tanahashi luchando en WWE, y lo pequeño que se vería. 

A pesar de la diferencia de tamaño, Tana es mucho mejor luchador. Gunn le golpea con el puño cerrado, mientras el referee le amonesta. El japonés le agarra del bañador, y se deja ver el calzoncillo que el rubio lleva debajo. Con ello, comienza el comeback del campeón.

Billy Gunn también agarra del bañador a su rival, dejándole, literalmente, con el culo al aire. Después de aplicar un Neck Breaker, Tanahashi falla el Frog Splash, y recibe el Fame-Ass-er, pero sobrevive a él, y acaba ganando con otro Frog Splash.

Puntuación: **3/4

miércoles, 2 de agosto de 2017

Kazuchika Okada vs Kenny Omega, NJPW Dominion 2017




Volvemos a Osaka para ver el main event de Dominion 2017, una lucha de una hora, así que haced hueco en la agenda. Tenemos una nueva revancha de Wrestle Kingdom 11: Kazuchika Okada vs Kenny Omega por el título máximo de la empresa.

Tanahashi y Kushida consiguieron imponerse en los anteriores encuentros comentados, vengándose, así, de los resultados cosechados en enero, cuando ambos fueron derrotados por los malvados rudos. En este caso, fue el bueno, Okada, el que mantuvo la correa en su cintura entonces, y se propone hacer lo propio hoy.

Omega tuvo pie y medio fuera de New Japan. Muchos pensaron que acabaría en WWE, como todo el mundo. Recuerdo los años 80, cuando la empresa de McMahon destrozaba a toda forma de competencia, quedándose con todas las estrellas de los territorios, aunque luego no tuvera espacio para ellas, de manera que podías ver a Harley Race, Dusty Rhodes o Arn Anderson en posiciones casi ridículas dentro de su roster. Por suerte, Kenny fue inteligente, y decidió quedarse en Japón, para poder dar unas cuantas grandes luchas más antes de probar suerte en el gigante del entretenimiento deportivo.

Así, tiene la posibilidad de estar en este main event, diseñado para ser grande. La lucha entre el rubio y Okada de Wresle Kingdom recibió las 6 estrellas de Meltzer, nota reservada a las luchas que definen una generación. ¿Podrán estar a la altura en esta ocasión?

Yo no creo que su primera lucha mereciera una notar que se saliera del rango, pero era maravillosa. Esta no me ha gustado tanto. Me recuerda un poco a la trilogía cinematográfica de El Hobbit, en el sentido de que hay material para hacer algunas cosas muy buenas, pero se empeñan en rellenar demasiado tiempo con otras no tan transcendentes, de manera que el conjunto global resulta muy aburrido.

En las anteriores luchas comentadas del evento, el odio entre los rivales se transmitía claramente desde el principio. Aquí, no, todo empieza muy tranquilo, muy genérico. Tenemos unos minutos de brillante trabajo de Omega sobre la pierna de Okada, con una dropkick muy buena en la rodilla, y una Sillita Eléctrica sobre la mesa, que cumplen bien con la misión del americano, pero después de dos minutos, Okada está corriendo en un spring rapidísimo, y todo lo referente a ese trabajo ha sido olvidado.

Volvemos a la lucha basada en ataques buenos, pero aleatorios. Hay varios de Kenny sobre el cuello del japonés que están muy bien, y varios intentos de Tombstone por parte de ambos que llaman mi atención. Pero en general, tenemos bastantes minutos sin que ocurra nada que incluya un carácter semántico.

Omega pega algunos buenos ataques más a la nuca, incluyendo una gran Power Bomb sobre un Okada que volaba en ese momento intentado pegar una patada voladora. El campeón, por su parte, conecta el Rain Maker, y lleva a cabo varios intentos más, buscando hundir a su contrincante.

Ante las protestas del referee y los Young Bucks, Okada vuela desde el esquinero para conectar un flying Elbow sobre Kenny, que estaba en una mesa en ringside. Remata con Missile Dropkick, pero no es suficiente para ganar. Ahora, sus ataques frontales no cesan, y están mejor justificados. Omega se humilla, pegando puñetazos de rodillas sin efecto alguno, y recibe otros dos RainMakers. Parece que esto llega a su fin.

Omega se niega a abandonar, pero parece estar en muy mal estado. Aparece Cody, liderando al resto del Bullet Club, y viene con la toalla, dispuesto a declarar la rendición de Su compañero. Los Young Bucks se oponen, y esto da tiempo a Omega para reaccionar con un rodillazo y una Hurracarrana. Los minutos que tenemos ahora son fantásticos, porque después de la intromisión de Cody, parece que el final va a llegar en cualquier momento, pero una y otra vez, los dos luchadores evitan ser derrotados. Okada soporta el One Winged Angel. Omega apunta amenazante al campeón, pero esa misma mano la agarra este para conectar un nuevo Rain Maker.

El Bullet Club asiste, como en una lucha de leñadores, a un duelo que, ahora sí, es dramático. Omega conecta algunos rodillazos, pero cuando va a buscar el One Winged Angel, Okada lo reversa y lo transforma en un Tombstone a su favor. Busca ahora un nuevo Rain Maker, pero Omega lo esquiva... cayendo de rodillas por el agotamiento. Genial escena.

Omega pega Tres rodillazos más propios de un asesino que de un wresler, pero Okada evita el finisher. El tiempo límite de una hora se va acercando, cuando el japonés consigue aplicar un Tombstone Piledriver. Omega se desespera por ganar, pero acaba llevándose un nuevo Rain Maker. Okada está demasiado dolorido, y no le da tiempo a llegar para hacer el conteo, por lo que la lucha queda en empate al terminar los 60 minutos de tiempo límite.

El combate tiene algunas partes que no me gustan demasiado, pero acaba convirtiéndose en algo bastante grande. A partir del codazo volador en la mesa, todo es buenísimo. Este fin en empate puede parecer algo frío, pero aporta un poco más de leyenda a la rivalidad entre estos dos.

Puntuación: ****1/2

domingo, 30 de julio de 2017

Hiroshi Tanahashi vs Tetsuya Naito, NJPW Dominion 2017




Seguimos viendo luchas del evento Dominion in Osaka-Jo Hall 2017. Tenemos tres revanchas de Wrestle Kingdom 11. En la primera, Kushida recuperó el título Jr, y en la segunda, Tanahashi va a intentar quitarle el Campeonato Intercontinental a Naito, lo que no consiguió en enero. Veremos si esta vez tiene más suerte.

Porque Tanahashi, durante mucho tiempo, fue la principal estrella de la empresa, pero esa posición la perdió frente a Okada. Ahora, si no consigue ganar un título, puede que se aleje demasiado de los main events. Veamos qué ocurre.

Volvemos a tener una gran lucha entre estos dos. Tanahashi no deja ni llegar a Naito, le ataca cuando aún va vestido, así que tiene que empezar el enfrentamiento en traje. Pero el héroe acarrea problemas en su brazo, y de eso se va a aprovechar su rival. Le ataca durante la mayor parte del combate ahí. Pero él también tiene la pierna un poco tocada, así que tenemos un duelo de rendición.

Es cierto que ninguno de los dos wrestlers se ve, en sus acciones, demasiado afectado por el ataque recibido, y eso le resta puntos al enfrentamiento. El Ingobernable ataca bien el brazo de su oponente con muchas llaves, y le desprecia. Tenemos demostración de odio, y de asco. Tanahashi le escupe, y él, que ha aprendido eso bien de Mr Niebla, no para de escupir. Al final, se lleva unos buenos puñetazos.

Los dos llevan a cabo buenas maniobras a la extremidad objetivo, pero Tanahashi sale mal parado cuando prueba un Frog Splash y falla, haciéndose más daño en el codo. Siguen las llaves, y se mezclan con súplexs, Destiny y otros ataques de poder. FInalmente, es Tana el que atrapa a Naito con un Cloverleaf. El sufrimiento del campeón se prolonga durante minutos, intenta llegar a las cuerdas, pero es devuelto al centro del ring. Incapaz de soltarse, Tesuya Naito se rinde y pierde el Campeonato Intercontinental.

Tanahashi vuelve a ser campeón. Muy buena lucha, muy centrada en el llaveo y no tanto en el formato de lucha habitual de New Japan.

Puntuación: ****1/4 

jueves, 27 de julio de 2017

Kushida vs Hiromu Takahashi, NJPW Dominion 2017




El año 2017, en NJPW, está siendo bastante impresionante. Uno pensaría que, después de las salidas de algunos luchadores, y las lesiones de algunos otros, el nivel bajaría, pero parece que siempre va a más. Y es que, cuando hace falta gente, Gedo no duda en usar luchadores de fuera, como Zack Sabre Jr o Kota Ibushi, o le da un push a alguien, como Juice Robinson. Y siempre eligen bien. Al final, el nivel nunca baja, y siempre hay cosas originales.

Ahora mismo, está en marcha el G1, con maravillas múltiples, y antes, hubo un G1 Special en USA, con algunas cosas muy interesantes también. Llevamos algo de retraso, hablaremos de ambos proyectos, pero aún tenemos que ver Dominion, que precede a los G1, y que tiene un nivel muy alto.

Dominion in Osaka 2017 viene a ser una revancha de Wrestle Kingdom 11. Las tres mejores luchas del evento de enero, se repiten, y las tres tienen resultado distinto. La cuarta gran lucha, por desgracia, no pudo repetirse, dada la grave lesión de Katsuyori Shibata. Para sustituirle está otro que no es manco: Minoru Suzuki.

La primera lucha de Dominion que voy a repasar es la relativa al título IWGP Junior. Takahashi derrotó al gran Kushida en WK, y le quitó un título que parecía ya suyo para siempre. Pero en el Best of Super Junios, Kushida volvió a demostrar que es el mejor en este peso, se impuso en el torneo, y se ganó la posibilidad de volver a retar a Hiromu para quedarse lo que es suyo por derecho.

Gran lucha, de nuevo, en Dominion in Osaka-Jo Hall, entre Kushida y Takahashi. Se odian mucho, su rivalidad ya es larga, y tienen unos primeros minutos en los que no paran de darse codazos el uno al otro.

Están así un buen rato, hasta que los codazos se van de las manos, y esto se convierte en una pelea callejera. Se pegan, también, un montón de raquetazaos en el pecho, y pican mucho.

Takahashi aplica súplex en la esquina, y su rival se hace mucho daño en el cuello. El campeón aprovecha esto, con headlocks y golpes en un cuello muy dañado. El trabajo es tan bueno, que cuando el del pelo rojo aplica una power bomb, el público muestra su empatía con el dolor de Kushida. Bien jugado.

Kushida empieza con palancas al brazo, y utiliza una silla para propulsarse y pegar un missile dropkick muy poderoso al campeón. En el ring, tenemos a un rudo, que pega power slams y ataques al cuello muy buenos, mientras que Kushida, como es propio en su estilo, busca cualquier escusa para aplicar palancas al brazo del campeón. La lucha va subiendo de intensidad, Takahashi consigue aplicar una gran bomba en ringside, pero Kushida consigue matarlo a base de patadas en la cara, para hacerle rendir, después, con una nueva torcedura de brazo.

Kuchida vuelve a ser campeón Junior IWGP, lo que se suma a sus tirunfos en RPW y ROH. Está en la cima del mundo el pequeño fan de Regreso al Futuro. La lucha es muy buena, aunque es cierto que no es muy original, y sigue los patrones habituales en ambos luchadores.

Puntuación: ****

domingo, 9 de julio de 2017

Kushida vs Will Ospreay, NJPW Best of Super Juniors 2017 Finals




Vamos con la final de la edición de 2017 del torneo Best of Super Juniors. Se encuentran los ganadores de las dos ediciones anteriores: Will Ospreay y Kushida. El ganador, se enfrentará a Hiromu Takahashi por el título IWGP Junior.

Gran lucha, posiblemente de lo mejor del torneo. A pesar de algunos problemas de selling por parte de Will Ospreay, vale la pena verla. El público está muy metido, y apoya sobre todo al británico, que comienza el combate muy igualado con Kushida. Ambos realizan movimientos para medir al adversario, y salen empatados en todos. Hay un poco de payaseo saltarín, pero no está mal.

Kushida lanza de cara a Will contra la lona, y este se hace daño en la rodilla. a partir de ahí, recibe buenos ataques, tanto en brazo como en pierna. Kushida tiene dos objetivos concurrentes: hacer rendir a Ospreay con sus llaves al brazo, y evitar sus saltos, con sus llaves a las piernas. Aplica una Figura 4 muy buena, pero Will vuelve a la carga. Aunque en un principio vende bien el dolor en la pierna, lo olvida en cuestión de segundos, y comienza a pegar saltos, que es lo suyo.

La parte del llaveo a piernas acaba, pero Kushida sigue insistiendo en su clásico ataque al brazo. No obstante, recibe unas tijeras-DDT en el borde del ring que resultan demoledoras, y está a punto de perder por conteo de 10. Aunque se despreocupa de vender el dolor al brazo, porque lo que importa en su cabeza es hacer cosas chulas, ataca bien con DDTs muy impresionantes.

La cosa sube de nivel, el ambiente se hace atronador, y los luchadores se destrozan con codazos muy fuertes, seguidos de patadas tipo Kawada, en toda la cara. Kushida deja de imitar a Kawada, y empieza a dar pisotones que le asemejan más a Danielson. Pero mucho más duras parecen las superkicks que le endosa Ospreay en el esquinero, donde no puede escapar. Es imposible que no sean reales; lo parecen, y el plano es muy corto.

Kushida engancha el brazo de Ospreay durante un buen rato, y parece que no hay escapatoria posible. Después de aguantar lo inaguantable, el británico se libra, pero solo para caer víctima del Back to the Future. Victoria para Kushida, que tendrá su revancha ante Takahashi.

Puntuación: ****1/4

sábado, 8 de julio de 2017

Kushida vs Volador Jr, NJPW Best of Super Juniors 2017 Night 13




En el Best of Super Juniors de 2017, ha destacado mucho, de nuevo, Kushida. No es de extrañar, porque es el mejor del mundo en su peso. En última instancia, ganó el torneo, y se volvió a convertir en Campeón IWGP Junior en Dominion.

Durante el torneo, fue dejando joyitas. No vamos a repasar su enésima gran lucha frente a Taguchi, pero sí que me gustaría verle luchar contra enemigos de fuera, que no están tan vistos. Voy a mirar su lucha frente al mexicano Volador Jr, y después, la final contra Will Ospreay.

La lucha entre Kushida y Volador Jr no es muy grande, pero está bastante guay, por la mezcla de estilos. Empezamos con una guerra de de tijeras, de la que sale muy vencedor Volador, que como buen mexicano, está aquí para lucirse y no vender nada. Vuela sin parar sobre el japonés, con varios movimientos bastante impresionantes. 

Kushida le engancha del brazo, y comienza a aplicar sus palancas y llaves. Tenemos una guerra de vuelos contra ataques a los brazos. Volador no vende mucho, pero por suerte no usa mucho el brazo, así que no se nota. En un momento dado, lleva a cabo un montón de casitas y movimientos de conteo rápidos para intentar ganar, sin éxito.

Kushida realiza un intento de Mística, que queda bastante bien, aunque no aplica la palanca final. Recordemos que el Místico tuvo una rivalidad enorme con Volador, así que este conoce bien esa técnica. Por primera vez, Volador vende el dolor en el brazo, y su rival lo aprovecha para retorcerle la extremidad. Volador se revuelve, pero acaba quedando empaquetado, y no puede escapar. Kushida gana un valioso punto.

Una lucha original y entretenida para un torneo con muchos perfiles distintos. Está muy bien, sin llegar a ser nada trascendente.

Puntuación: ***1/4

lunes, 26 de junio de 2017

Dragon Lee vs Hiromu Takahashi, NJPW Best of Super Juniors 2017 Day 1




Seguimos viendo luchas del Best of Super Junior de 2017, que no ha estado nada mal. La sempiterna rivalidad entre Dragon Lee y Kamaitachi, ahora conocido como Hiromu Takahashi, continúa en esta original edición del clásico torneo de luchadores de peso junior. En el día uno, el campeón IWGP Junior Heavyweight, y aquel que le desenmascaró, se ven las caras.

En lo que es, de nuevo, una muy buena lucha. Una de las mejores, creo, de las que han tenido entre ellos. Eso sí, muy en la línea de la que tuvieron en febrero por el campeonato. Allí, Takahashi se llevó la victoria, pero aquí, cae sorprendentemente derrotado. Y digo sorprendentemente, porque hasta ahora, en México había habido un gran dominio por parte del enmascarado, mientras que, en Japón, había sido el local el que se había llevado, siempre, el gato al agua.

La lucha comienza con un intercambio de raquetazos, al estilo mexicano, en ek que, durante minutos, ambos se dan fuerte en el pecho. Hiromu intenta atacar con unas tijeras, pero el Dragón se las conoce bien, cae de pie, y aplica un par de ellas sobre su rival, que da con el cuerpo fuera del ring, tan solo para recibir de frente un salto mortal.

A pesar de que Takahashi es Ingobernable de Japón, Dragon Lee le recuerda que él es hermano del jefe de los verdaderos ingobernables, Rush, y le ataca con un rodillazo en el esquinero, propio de esta agrupación. Pero, aún con este dominio inicial del mexicano, Takahashi consigue hacerle daño en la espalda con un Suplex sobre el esquinero, y ponerse por delante. También le rompe la máscara, el muy villano.

Takahashi continúa atacando la espalda de su rival, y esencialmente, esto es un duelo de Suplexs y bombas, para destrozar espalda y cuello del oponente. Lee utiliza dos bombazos consecutivos que dejan a su rival en muy mal estado.

Los ataques a las espaldas continúan. Hay una cadena de Suplexs maravillosa, en la que cada uno se levanta tras recibirlo, y se lo devuelve al rival. Pero los venden bien, de tal manera que, cada vez que se levantan, están en peor estado. Me encanta esa parte de la lucha.

La cosa sigue así, con buenos ataques por un lado y por otro. Hay varios intentos de conteo rápidos, y un momento para darse patadas en la cara sin parar. Hiromu busca un segundo Canadian Destroyer, pero Lee lo lanza con virulencia contra el esquinero, emulando su propio estilo, para, después, aplicar ese impresionante Suplex alemán en el que el rival queda absolutamente aprisionado. Gran victoria para el de México.

Puntuación: **** 

domingo, 11 de junio de 2017

Masahiro Chono vs vs Rick Rude, G1 Climax Finals 1992




Última lucha que vamos a ver de Rick Rude en este especial sobre el Salón de la Fama 2017 de WWE. Todos esperamos con ganas, cada año, la nueva edición del G1 Climax de NJPW, pero, quizás, lo que muchos no sepan es que, en la edición de 1992, en ese torneo se disputó nada menos que el Campeonato Mundial de NWA, en manos de WCW.

WCW y New Japan tenían muy buena relación, de manera que era habitual ver intercambios de luchadores, como hace ahora la empresa japonesa con Ring of Honor, por ejemplo. Esa relación llegó al punto de que, cuando el título mundial de NWA quedó vacante, se puso en juego en el gran torneo anual de New Japan. 

Ese campeonato quedó vacante cuando Ric Flair, el campeón, abandonó WCW para irse a WWF en otoño de 1991. La empresa creó el campeonato de WCW, con otro nombre, pero seguía existiendo la correa de la NWA, y seguía en poder de WCW. El título volvió a la vida en este torneo de NJPW, en el que participaron 16 hombres, en combates de eliminación.

Los participantes fueron Steve Austin,  Arn Anderson, Keiji Mutoh, Barry Windham, Masahiro Chono, Tony Halme, Scott Norton, Bam Bam Bigelow, Kensuke Sasaki, Jim Neidhart, Hiroshi Hase, Terry Taylor, Shinya Hashimoto, The Barbarian, Super Strong Machine y Rick Rude. Los finalistas fueron Masa Chono, posiblemente la gran estrella de peso completo del momento en New Japan; y el protagonista de este especial, Rick Rude.

Lucha muy buena entre ambos. Chono es muy querido por el publico, mientras que a Rude no lo soporta nadie. Tampoco a los japoneses les gusta su bailecito de caderas. Comienza la lucha con un montón de Lariatos del japonés, que hacen huir a Rick. El público está encantado.

Los finalistas pelean a ras de lona, con mucho castigo al cuello y la cabeza. Chono tiene la ventaja, con muchas sleepers, pero Rude se las devuelve bien. Después de una disputa relativamente igualada, el de New Japan comienza a atacar las piernas de su rival.

Rude tampoco se deja en esta ocasión. Aunque acaba con un dolor en la pierna importante, consigue dar batalla, reversando una Figura 4. Aún así, es él quien sale peor parado. Chono sigue atacando con crucetas a las piernas, hasta que comienza a usar palancas al brazo, muy hábiles, que no permiten que Rick se recupere. Pero acaba haciéndolo, y ataca con un gran piledriver. Empieza a castigar duramente con golpes y llaves rudas a la cabeza, que le acercan a la victoria, mientras el público está cada vez más nervioso.

 Chono resiste el aluvión de golpes, y reversa un Tombstone, tal y como hizo Steamboat en la anterior lucha que vimos. Rude sigue atacando con Sleepers, y Chono lo hace con STF. Nadie se rinde, hasta que que Masa-San salta con un topetazo desde la tercera, y la cuenta llega a 3, aunque Rick levantaba el hombro una milésima después. El Campeonato Mundial de la NWA de quedaba en Japón.

Puntuación: ****1/4

lunes, 5 de junio de 2017

Dragon Lee vs Hiromu Takahashi, NJPW 11/02/2017



Estoy deseando ponerme a revisar luchas del Best of Super Juniors 2017. Pero, primero, debo ver una lucha que tuvo lugar en febrero, con dos de los participantes involucrados: Dragon Lee e Hiromu Takahashi, que se enfrentan por el título IWGP Junior heavyweight. 

Dragon Lee y Takahashi, se han enfrentado ya millones de veces. Lee desenmascaró al japonés en México, donde llevaron a cabo una rivalidad muy larga, que se ha extendido en japón, e incluso en Estados Unidos, en Ring of Honor. También se verán las caras en el Best of Super Junior, por supuesto. Pero primero, se juegan el título en febrero.

En una lucha que también es muy buena, y muy distinta a las otras que han tenido. Empiezan peleando a mil por hora, y pronto, empiezan a volar a ringside, y se pasan toda la batalla haciéndolo. Lee pega tope suicida, y posteriormente, un salto mortal.

Pero, sobre todo, en ringside se dan golpetazos en la espalda, hasta límites asesinos. Takahashi le pega una gran bomba en ringside a Lee, y luego le pega unas patadas de canguro que le vuelven a llevar al frío suelo, y cae rodando. Luego, desde el ring, Dragon vuela con unas tijeras que lanzan a Kamaitachi abajo, dándose, también, un buen golpe. Le sigue un nuevo vuelo impresionante del mexicano.

Posteriormente, el campeón lanza con un súplex muy peligroso desde el poste al exterior del ring a su contrincante, pero este le recibe con una buena bomba cuando salta sobre él. Los dos vuelven al ring con el conteo de 19, porque están destrozados.

Ahora se matan a base de suplexs, uno detrás de otro. Esa espalda debe estar en carne viva. Pero a Hiromu no le basta, y aplica Power Bomb en el borde, y luego se lanza con un sentón, que hace Dragon Lee se de en la nuca con las vallas de metal. Kamaitachi intenta ganar quitándole la máscara a su rival, pero Lee sobrevive, tan solo para recibir dos Canadian Destroyers. Aunque vuelve a resistir, varios ataques en la espalda más acaban con su resistencia.

Muy buena pelea, gran defensa titular dentro de una gran rivalidad.

Puntuación: ****

miércoles, 10 de mayo de 2017

Katsuyori Shibata vs Kazuchika Okada, NJPW Sakura Genesis 2017



Recientemente, hablando de la New Japan Cup, comentaba que era increíble que tipos  como Shibata e Ihii no tuvieran la cabeza llena de conmociones, teniendo en cuenta los golpes que se daban. No andaba muy desencaminado cuando pensaba que eso no podía ser sano. Shibata, después de unos cuantos meses brutales, llenos de grandes luchas en NJPW, ROH y RPW, ha acabado teniendo problemas en su cabeza muy graves, tanto que se duda de si podrá volver a pelear. Una verdadera lástima.

Shibata venció a Bad Luck Fale en la final de la New Japan Cup, y consiguió una lucha titular ante el gran campeón de NJPW, Kazuchika Okada, en Sakura Genesis, que es el nombre que recibe ahora el evento que antes se llamaba Invasion Attack. Tal fue su esfuerzo en esa lucha, que se acabó de partir una cabeza que no debía estar ya muy bien al llegar a la arena.

Por supuesto, el combate titular es el main event de la noche. Shibata, en su línea, llega sobrio, sin gestos ni festivales. Por su parte, el Rainmaker lleva a cabo su gran entrada, se sube al esquinero, y celebra con el público, mientras cae dinero. La dirección televisiva aquí es muy buena, porque se nos muestra la cara de Shibata, mirando hacia delante, tranquilo, pensando solo en luchar, mientras que de fondo vemos al campeón, con toda su parafernalia. Y con Gedo, el principal booker de la empresa, que siempre va con él. Esto parece trivial, pero es muy importante, porque la diferencia de caracteres es el centro de la historia que se cuenta en esta inmensa lucha.

La historia que se cuenta aquí recuerda a la que contaban Bryan y Cena cuando se enfrentaron en SummerSlam 2013. Pero, aunque entonces, los americanos se apoyaban en las promos previas y la explicitación verbal, en este caso, Shibata y Okada lo cuentan todo arriba del ring. Vamos a ello.

Shibata es un peleador de verdad, y Okada es una estrellita. Eso piensa, al menos, el primero, y lo deja claro durante los primeros minutos de la lucha. La convierte en una pelea de MMA, y atrapa a su rival. Se dice en Artes Marciales Mixtas que el que domina la cintura, domina la lucha, y Shibata lo hace fácilmente. Sin embargo, desprecia la oportunidad de destrozarle la cara a Okada, puesto que solo quería demostrar que era mejor que él. Posteriormente, se pone en el suelo, para cambiar la postura y ser él el dominado, pero pronto, pone a su rival a su merced, haciendo llaves poderosas.

El paso de Shibata por el mundo de las MMA no fue especialmente brillante, pero sí que existe entre los luchadores old school japoneses la idea de que todo luchador profesional debe tener una formación en algún arte marcial. Aquí, Shibata deja claras las diferencias entre él y Okada. Este, no obstante, vuelve a la pelea, e intenta hacer varias llaves. katsuyori, en todos los casos, encuentra la forma de romper el castigo, mediante fórmulas propias de un maestro. Posteriormente, comienza a castigar la cabeza del campeón con duros headlocks, y buenos golpes. Hay duelo de codazos, y de nuevo, Shibata sale ganador. Casi le saca la cabeza a su rival.

Shibata ataca las piernas de Okada con buenas llaves, pero este consigue tener un buen comeback, y lo subraya con un DDT en ringside. Okada ataca cuello y cabeza del retador, pero este, como suele hacer, le reta a ver quien pega más fuerte. De nuevo, sus golpes son mucho más poderosos, algunos de ellos, brutales. Aún así, el campeón consigue plantarle cara, y vuelve a la carga, también con buenos ataques.

Después de un largo intercambio de ataques a la cabeza en el que no hay un dominador total, Shibata atrapa el brazo de su oponente con una buena palanca. Y le patea ahí mismo, con una violencia casi excesiva. Le mete una colleja, y hace que se levante, con un enfado muy legítimo. Se sientan en la lona, y empiezan a darse guantazos como locos. Casi tan locos como lo está la gente del público, que está viendo una lucha que no ofrece un momento de relajación.

La guerra continúa. La secuencia de golpes, big boots y suplexs, es inhumana. Hay un momento en el que Shibata parece no poder levantarse de verdad, y quizás así sea. Resiste el Rainmaker sin caer, y golpea al campeón con tal cabezazo, que su frente comienza a sangrar de forma obvia. Se ha partido la cabeza con ese ataque. Atrapa, a continuación, a su rival con una tarántula, pero este la soporta durante varios minutos, y consigue llegar a las cuerdas.

Ahora Shibata aplica la Sleeper, y la convierte en suplex. Parodia un Rainmaker, aplicando un chop en lugar de un lazo. Patea sin parar, sin soltar la mano de Okada. Se dirige a las cuerdas para buscar un gran clothesline, pero es ahora Okada el que le tiene agarrado, aplicando él el ataque. Pelean cogidos de la mano, y Shibata recibe otro lariato. Su cara es la de alguien que se da cuenta de que algo va mal dentro de sí. Recibe un nuevo Rainmaker, y ya no se levanta ni loco. Okada retiene el IWGP Heavyweight Championship.

Esta lucha es una batalla con un nivel de violencia física tan alta, que apenas puede distinguirse de una real. Cuenta una gran historia, y el público no puede dejar de mirar. No hay forma de que sea mejor de lo que es.

Puntuación: *****

sábado, 22 de abril de 2017

Katsuyori Shibata vs Bad Luck Fale, NJPW New Japan Cup 2017 Finals



Vamos con la final de la New Japan Cup de 2017. Por un lado, llegó a este combate Shibata, que siempre es una apuesta segura. Por el otro, teníamos otra semifinal con Evil y Bad Luck Fale. Ganó este último, que recibe la oportunidad sin igual en su carrera de estar en una gran final. No había muchas opciones de que ganara, pero es bueno ver a luchadores secundarios demostrando lo que son capaces de hacer.

El miembro del Bullet Club es mucho más grande de su rival, y llega más descansado, porque su semifinal frente a Evil fue mucho más rápida que la de Shibata vs Ishii. Así, domina buena parte del enfrentamiento.

Nada más empezar, destruye a Shibata en ringside, tirándole las vallas metálicas encima, con mucha maldad. En un momento dado, parece que Shibata no va a llegar al ring. Es una buena estrategia, porque esto es una final, y lo que importa es ganar. Una lucha por el título máximo está en juego.

Shibata llega a tiempo, tan solo para recibir continuados ataques a su hombro. Fale no es muy técnico, pero aplica golpes poderosos en esa zona. Shibata tiene sus comebacks, aunque vuelve a ser frenado por los ataques de poder del de Tonga. Pero el japonés se va revolviendo a base de patadas en la cara, y llaves. Se quita las vendas y se olvida del dolor en el brazo. Comienza a poner en juego, él también, llaves a los brazos, y acaba ahogando a su rival mediante sleepers.

Bad Luck Fale opone resistencia con más ataques de poder, pero después de dormirlo con una sleeper, Shibata le pega un patadón y se lleva la lucha.

La batalla es bastante buena, aunque no lo suficiente para ser una final.

Puntuación: ***1/2

miércoles, 19 de abril de 2017

Tomohiro Ishii vs Katsuyori Shibata, NJPW New Japan Cup 2017 Semifinals



Seguimos con la New Japan Cup 2017. No me gustó tanto como a los demás la lucha entre Omega e Ishii, pero en semifinales, no he acabado insatisfecho. En esa ronda, se enfrentaban Tomohiro Ishii y Katsuyori Shibata.

Son dos clásicos de New Japan, y se han visto las caras un millón de veces. Han tenido muy buenos enfrentamientos, y este no lo es menos. Es fantástico. Aunque sigue con la rutina habitual entre los dos.

Shibata e Ishii son dos tipos duros, adictos al Strong Style. Así que esta lucha es eso: dos locos dándose durísimo en la cabeza, una y otra vez. Los dos se hacen los fuertes y quieren resistirlo todo, así que tenemos guerras de codazos y guerras de chops por todos lados, en las que ninguno sede. Incluso tienen una sentados en la luna, con las piernas cruzadas, uno frente al otro. Se respetan, pero se quieren matar.

Es increíble que estos dos no tengan las cabezas llenas de contusiones cerebrales, y no sé si New Japan se preocupa de ese aspecto. Pero los golpes que se dan son realmente duros, y no paran en casi toda la lucha. Shibata tiene tiempo para aplicar serios candados, de los que hacen perder la respiración al televidente, e Ishii, en cierto momento, se acuerda de atacarle el brazo a su rival, aprovechando que tiene una pequeña lesión. Pero, básicamente, esto es un combate de KO.

Finalmente, Shibata pone a dormir a Ishii con una dormilona. Tomohiro no se rinde, en ningún momento lo hace. Pero el referee para la lucha, y Shibata es proclamado ganador, ya que su oponente no responde. Hasta el último momento, ambos han demostrado su espíritu y su hombría. Ishii no se rindió, a pesar de que no podía respirar.

Puntuación: ****1/2

lunes, 17 de abril de 2017

Tomohiro Ishii vs Kenny Omega, NJPW New Japan Cup 2017 Round 1



Katsuyori Shibata se convirtió en el ganador de la New Japan Cup 2017, para, así, tener una merecida oportunidad titular frente a Okada en Sakura Genesis. Ese combate entre ambos fue impresionante, pero Shibata no consiguió su objetivo, y acabó lesionado.

En la Cup de este año, hubo varias luchas destables. En primera ronda, la gente alucinó con el enfrentamiento entre Kenny Omega y Tomohiro Ishii. Quizás fue la combinación de dos caracteres tan distintos, o por la victoria del segundo, pero todo el mundo coincidió en que este es un MOTYC. A mí, por eso, me ha decepcionado un poco.

Porque, es cierto que el final es muy muy bueno. Pero es una lucha de 30 minutos, y son así de buenos los últimos 10, con suerte. Tenemos, en general, una batalla muy igualada, sin un dominador claro, pero también sin una estrategia o una historia. Se van repartiendo ataques durante la lucha, unos bastante buenos, y otros no tanto. Por eso, hasta la parte final, el público tampoco está muy emocionado.

Pasan los minutos, y los ataques suben de nivel. La cosa va de menos a más, y al final, tenemos un duelo bastante impresionante entre los rodillazos de uno, y los cabezazos y lariatos del otro. Hay muchos intentos de sacar finishers de debajo de la manga en esta parte. Ishii gana, con un Lariato impresionante, seguido de un brainbuster.

Si la lucha hubiera consistido en el último tercio, seguramente merecería ser un MOTYC, pero primero tiene un rato excesivamente largo que es muy aburrido. Creo que hay que valorar las luchas por todos los minutos que tienen.

Puntuación: ***1/2 

martes, 21 de marzo de 2017

Kazuchika Okada vs Tiger Mask W, NJPW 45 Anniversary Show



El show 45 aniversario de New Japan Pro Wrestling nos dejó un main event con el gran héroe de esta época, el campeón IWGP de peso completo Kazuchika Okada. Hasta quí, no hay nada raro, es lo de todos los grandes eventos de New Japan. Pero esta vez se enfrentaba a un héroe aún mayor.

La nueva versión de Tiger Mask, Tiger Mask W, salido del nuevo anime, está aquí para luchar con el campeón, aunque en una lucha no titular. No hace falta el título, porque está en juego una rivalidad que comenzó en la serie, con victoria de Tiger. Es interesante que este personaje, que lleva más de 35 años en la empresa, esté en el main event del show 45 aniversario, ahora encarnado por Kota Ibushi.

Esta resulta una lucha mucho mejor de lo que yo esperaba. El hecho de que el título no estuviera en juego, y que participaran dos héroes, podría haber provocado que esto fuera un espectáculo amistoso. Pero la cosa se complica.

Porque, sí, tenemos unos primeros minutos de buen wrestling. Tiene ventaja Okada, con sus habituales golpes frontales, y sus castigos a la cabeza y el cuello. Pero Ibushi responde bien, con patadas y sus habituales vuelos. Okada, no obstante, sigue imponiéndose, atrapando al enmascarado con un buen STF. Tiger hace el Rope Break, pero sigue  recibiendo castigo. Aún así, conecta un Tiger Suplex, al que Okada sobrevive, lo que no le gusta nada. Ahora, se va a poner chunga la cosa.

Tiger comienza a golpear en la cara a su rival, con mucha maldad. Empieza a hacer gestos, tiene mucho orgullo como para perder, y llega a golpear con el puño cerrado, ante la reprimenda del referee. A Okada no le gustan las tonterías tampoco, y le tumba con un uppercut. Le patea la cabeza con golpes muy reales, y le pega con desprecio. Y Tiger se levanta, y hace exactamente lo mismo. Aquí hay una guerra de egos, y el referee acaba en el suelo, mientras Tiger convierte esto en un combate de boxeo, y aprovecha cualquier momento para darle un puntapié en la cara a Okada.

Después de este momento de tensión, Ibushi quiere matar a su rival a patadas, y este busca los Lariatos. Okada subrevive a dos Tiger Driver, uno de ellos desde el esquinero, después de intentar un Tombstone desde ahí mismo, y comienza a pegar Lariatos asesinos, además de un mortífero súplex alemán. Con el tercer Clothesline, Kazuchika se lleva la victoria.

Muy buena lucha, especialmente la segunda mitad, que es bastante impresionante.  Hay más psicología de la que cabía esperar.

Puntuación: ****1/4

lunes, 20 de marzo de 2017

Kazuchika Okada y Gedo vs Tiger Mask W y Tiger Mask IV, NJPW New Japan Road 01/03/2017



Soy muy frikie, así que me gusta ver un nuevo anime sobre wrestling, como lo es Tiger Mask W, del que ya hablamos en su momento. Es interesante, además, que en la serie aparezcan luchadores reales de la New Japan, y que en New Japan aparezcan personajes de la serie.

En una de las últimas historias del anime, Tiger Mask W tuvo que luchar contra Okada, y por supuesto, salió triunfante de esa lucha. ¿Conseguirá hacer lo mismo en el mundo real?

Aunque hasta ahora solo ha estado en dark matches o luchas de principio de cartelera, Tiger Mask W por fin tiene su historia importante en el mundo real. Recordemos que bajo la máscara está Kota Ibushi, así que es interesante verle enfrentarse a Okada. Pero antes de luchar en un mano a mano, se enfrentarían en un combate de tags a principios de marzo.

En sus anteriores luchas, Tiger Mask W usó una máscara muy infantil, como de espuma, pero esta vez, al fin, tiene una máscara seria. En esta lucha, hace pareja con el veterano Tiger Mask IV, y eso hace especialmente interesante esta lucha. Es divertido ver a los dos Tiger Mask juntos. Frente a ellos, están dos miembros de Chaos, Okada y Gedo, otro veterano peso junior.

La lucha es entretenida y está bien escrita, como previo a la lucha que tendrán Okada y Tiger. Tengo que decir que veo a Ibushi muy impreciso en esta batalla, eso sí. Pero vayamos al grano.

La batalla se diseña para que no haya muchos enfrentamientos claros entre Okada y W, así que comienzan los pequeños. Pero poco después entran los main eventers, que tienen un intercambio normalito.

Los tigres vuelan sobre sus rivales, lo que queda muy bien. Durante la lucha, los enmascarados demuestran un buen trabajo en equipo, y el Cuarto acepta a W como una nueva versión del personaje, y no como un sustituto. Chaos juegan el papel de rudos, con Gedo atacando con una silla a Ibushi, y con intentos de romper la máscara de los tigres. No en vano, Tiger Mask es el héroe del anime.

Los dos juniors vuelven a enfrentarse en el ring, y después de un buen enfrentamiento entre Okada e Ibushi, en el que el primero propina muchos de sus golpes en la cara al segundo, los veteranos tienen una batalla entre ellos, con continuas interferencias de los otros dos. Esto seguirá así hasta el final.

El Cuarto consigue aplicar el Tiger Driver, seguido de su palanca al brazo, mientras W sujeta a Okada en ringside. Gedo no se rinde, y Okada consigue salvarle a tiempo. Hay más intentos de conteo, y más interferencias, hasta que Tiger Mask IV se libra de un Tombstone de Okada, que es expulsado por una doble dropkick de los tigres. Gedo es el que se lleva el Tombtone, seguido también de un doble Diving headbutt. Mientras Ibushi vuela con un gran moonsault sobre Okada, Tiger Mask 4 acaba con Gedo, vía Tiger Suplex.

Buena lucha, entretenida para crear hype de cara a la lucha entre Okada y Tiger Mask W. También es bonito ver a los dos Tiger Mask luchando juntos, y llevando a cabo ataques en equipo.

Puntuación: ***1/4

miércoles, 1 de marzo de 2017

The Young Bucks vs Roppongi Vice, NJPW Wrestle Kingdom 11




Vamos ya con las luchas restantes de Wrestle Kingdom 11, que son aquellas en las que están en juego los títulos por equipos. La primera es por el IWGP Jr Heavyweight Championship, con los Young Bucks como campeones, que defienden ante Roppongi Vice: Rocky Romero y Beretta.

Los Bucks son unos tramposos odiosos, así que sus rivales no pueden esperar a que suene la campana para atacarles. Comienza oficialmente el combate, y los campeones intentan huir.

Pero era una trampa. Cuando Romero y Beretta los alcanzan en la rampa, se comen sendas superkicks. Los Young Bucks corren hacia el ring sin verguenza ninguna, esperando ganar por count-out, pero los retadores llegan cuando la cuenta iba por 19,99. ¡Casi!

Después de eso, tenemos varios minutos de comedia y acrobacias, hasta que Beretta salta a ringside, pero no hay agua en la piscina, quedando KO en el suelo. Rocky pelea heróicamente en solitario frente a los Bucks, sobreviviendo de forma milagrosa a un millón de súper patadas y vuelos. Finalmente, Beretta se recupera a tiempo para sujetar a uno de los Bucks que iba a volar desde el esquinero, mientras Romero reversa un conteo para ganar.

Nuevos campeones en una lucha que es entretenimiento puro, y cumple su rol dentro de la cartelera.

Puntuación: ***

lunes, 27 de febrero de 2017

Katsuyori Shibata vs Hirooki Goto, NJPW Wrestle Kingdom 11




Todavía me queda por comentar una de las 4 grandes luchas del Wrestle Kingdom de este año, la que disputaron Katsuyori Shibata e Hirooki Goto por el Never Championship.

Este título se creó, precisamente, para tipos como Goto, Shibata o Ishii, los eternos midcardters, o upper-midcardters de New Japan. Shinsuke Nakamura convirtió el título Intercontinental en algo propio de main eventers como él, así que ahora está a un nivel cercano al del Campeonato Mundial IWGP. Por eso era tan necesario este campeonato.

Shibata llega al Tokyo Dome con dos correas en su poder, el título Never, y el título British de RPW. Estoy deseando sacar tiempo para comentar sus luchas en el Reino Unido. También tiene una venda en el hombro, que ayudará a crear una buena lucha. Tenemos a dos luchadores con mucho espíritu de guerrero, así que ya nos imaginamos que tipo de enfrentamiento vamos a tener: el chakra de Goto contra la testosterona en vena de Shibata.

El campeón comienza, en realidad, con ataques al brazo de su rival, pero esa estrategia dura poco. Pronto esto se convierte en una batalla muy stiff, llena de golpes duros frontales. Shibata ahí tiene desventaja, debido a su lesión en el hombro. Aunque, en la enajenación, nadie vende nada, el campeón, poco a poco, va cediendo, a pesar de que mete algunas patadas que dan auténtico pánico.

Shibata recibe varias quebradoras sobre su cuello, y eso resulta fatídico. Después de destrozarle a cabezazos y quebradoras, Goto se lleva la victoria y el título mediante el GTR.

Muy buena lucha, con un estilo muy duro, como era de esperar.

Puntuación: ***3/4